28 de enero de 2023

La Política NACIONAL

Columnas de Opinión del 14 de enero de 2023

.

Shakira y Hacienda

Algunas mujeres se han sentido empoderadas, porque Shakira le ha dicho de frente y sin indirectas a su ex, el futbolista Gerard Piqué, todas las cuentas pendientes en su proceso de divorcio. Otras, la critican por irse también contra la nueva pareja de Piqué, Clara Chía, con quien este tenía una relación extramarital.

Peniley Ramírez

Este miércoles, Shakira estrenó su nueva canción con el productor argentino Bizarrap. En dos días, alcanzó 79 millones de reproducciones en YouTube y acumuló más de 360 mil comentarios. Acaparó la conversación en España y América Latina. Ha sido uno de los temas más buscados en Google en México y ha estado como trending topic en Estados Unidos.

Algunas mujeres se han sentido empoderadas, porque Shakira le ha dicho de frente y sin indirectas a su ex, el futbolista Gerard Piqué, todas las cuentas pendientes en su proceso de divorcio. Otras, la critican por irse también contra la nueva pareja de Piqué, Clara Chía, con quien este tenía una relación extramarital.

He visto en las últimas horas muchos análisis sobre códigos en la canción, referencias a otras canciones y reflexiones sobre una norma no escrita para las mujeres normales: no se habla públicamente mal de tu ex, especialmente si hay un proceso de divorcio e hijos en medio.

Hay un ángulo en la canción, y en la historia reciente de Shakira, que me parece relevante. «Me dejaste… con la deuda en Hacienda», canta ella. La deuda es de más de 14 millones de euros que la Hacienda española ha intentado cobrarle a Shakira tras una investigación en la que descubrió que ella vivía oficialmente en Bahamas, aunque pasaba la mayor parte del año en Barcelona, con su familia.

«A veces extraño estar en casa con (sus hijos) Gerard y Milan», dijo Shakira en 2014 a la revista Billboard, pero la verdad es que estaba en casa mucho más tiempo del que admitía a la prensa. Una investigación de la Hacienda española rastreó las veces que ella iba de compras, cuándo se arreglaba el cabello, cuándo gastaba en España, para probar el número de días que pasaba en ese país. Durante años, ella litigó duramente el caso, pero habló muy poco a la prensa.

En 2021, periodistas de La Sexta y El País, para la investigación Pandora Papers, encontraron que en 2019 la artista abrió una compañía en las Islas Vírgenes Británicas. En los documentos aparecen tres sociedades que Shakira registró. En una, tenía como vicepresidenta y secretaria a su madre, Nidia Ripoll. Como en otros casos, el accionista de la empresa era otra compañía, también registrada en un paraíso fiscal y relacionada con Shakira. Sus abogados alegaron que las compañías eran de 2009, aunque los documentos tenían claramente fecha de una década más tarde.

El litigio en España continúa, pero algo cambió en los últimos meses. En el verano, la Fiscalía española anunció que Shakira había cometido seis delitos fiscales y podría enfrentar ocho años de cárcel, más una multa de casi 24 millones de euros.

En septiembre, en una entrevista para la revista Elle, ella dijo que pelearía con Hacienda porque era «una cuestión de principios». La fortuna de Shakira está valuada en 300 millones de dólares, mientras la de su ex pareja, Piqué, en 80 millones.

Tres meses más tarde, la defensa de Shakira entregó al juzgado una carta incendiaria, que también se compartió a la prensa. Allí decía que «Shakira denuncia los métodos de Hacienda tras pagar 90 millones de euros y ser perseguida incluso por años en los que no pasó ni 60 días en España».

La actitud más combativa de la cantante en los últimos meses coincide también con su separación de Piqué, quien enfrentó acusaciones de Hacienda y le perdonaron una multa de más de 2.1 millones de euros. Al mismo tiempo, Piqué está en medio de un escándalo por haber negociado una comisión multimillonaria para ayudar a que se jueguen las finales de la Supercopa, un torneo de futbol español, en Arabia Saudita. Él ha tenido un claro conflicto de interés, ya que era jugador del Barcelona, uno de los equipos que competían en la Copa.

Shakira «factura» un nuevo éxito mundial, mientras ella y otros artistas, empresarios, deportistas encuentran en Bahamas, Panamá, Islas Británicas o Delaware un refugio empresarial para ojos curiosos de periodistas, investigadores o el fisco. Mientras tanto, la canción le dará de nuevo ganancias millonarias a la cantante, que también ha tenido un récord de escuchas en plataformas de música en streaming en la última semana.

@penileyramirez

,

.

La embestida presidencial contra la UNAM

Sergio García Ramírez

El Universal,

Anteayer envié a EL UNIVERSAL el artículo que podría aparecer hoy en las páginas de este medio hospitalario. Pero me he visto en la necesidad de solicitar a los amigos de “Opinión” que sustituyeran aquel artículo por el que ahora tiene usted a la vista, generoso lector. Reacciono frente a las palabras impropias e inaceptables que profirió el Presidente de la República el jueves 12 en su matinée republicana en contra del rector de la Universidad Nacional Autónoma de México. Ese mensaje presidencial, cargado de “intención”, no se dirigió solamente al rector de nuestra Casa de Estudios, sino a la propia Universidad.

Es bien conocida la circunstancia que motivó la andanada. No la abordaré aquí. Lo que quiero señalar es el propósito de las invectivas del Ejecutivo al referirse, con encono, a la decisión de la UNAM en un caso sujeto a la ley universitaria. Dejo el caso al examen de quienes deseen analizarlo y me refiero a la embestida contra la Universidad y su rector, que ha recibido con la dignidad y mesura propias de su personalidad y de su elevada función, el disparo de quien lo ofende a mansalva.

No ignoremos que la Universidad ha entrado en una etapa compleja de su vida institucional con motivo de la cercana elección de rector. Buen tiempo para que los adversarios de la autonomía universitaria, de la libertad de pensamiento, del autogobierno y la limpia elección de autoridades universitarias, arremetan contra los valores que entraña la Universidad. Esta es una vieja historia. De nuevo observamos con viva preocupación las tendencias autoritarias e injerencistas que se agitan contra la UNAM. Sabíamos que esta corriente imperiosa volvería a las andadas. No se oculta la codicia del poder político en su constante pretensión de apoderarse de la Universidad.

Recordemos que en los primeros días del actual gobierno, el Ejecutivo planteó al Congreso de la Unión la reforma al artículo 3º constitucional, modificando a fondo el régimen de la educación. Tampoco discuto aquí los méritos de la normativa que estaba en vigor y de la que llegó en 2019. Sólo quiero subrayar que la iniciativa del Ejecutivo suprimió el texto de la fracción VII del artículo 3º, que desde 1980 reconocía la autonomía de las universidades públicas. En el proceso legislativo se reincorporó el texto “olvidado”. Al señalarlo, destaco que la autonomía no se establece solamente como derecho de estudiantes, investigadores y profesores de esas instituciones. Es mucho más: preciosa garantía de libertad y desarrollo para el pueblo de México, destinatario y beneficiario final y supremo de la autonomía universitaria.

A partir de entonces, el Presidente de la República se ha referido a la UNAM en términos injustos y despectivos. Le ha imputado subordinación al conservadurismo y al neoliberalismo. Esas imputaciones, reiteradas periódicamente, han vuelto al escenario. Apenas encubren la intención de mellar la autonomía y poner a la Universidad al servicio de un “pensamiento único” y un proyecto político faccioso.

No es posible ignorar esa intención, que debemos denunciar y resistir. Este no era el tema de mi artículo original para EL UNIVERSAL de hoy. Lo sustituí para expresar sin dilación mi absoluto rechazo a los cargos que el Ejecutivo hizo a nuestra Universidad y a su rector. Ojalá que la comunidad universitaria tome conciencia de lo que se halla en juego y reaccione en contra de la tentación autoritaria que una vez más se cierne sobre el destino de la UNAM y pretende, también por este medio, dirigir y condicionar el destino de la nación.

Profesor emérito de la UNAM

.

.

Templo Mayor

NI COAHUILA es Dinamarca, ni Armando Guadiana es Hamlet, pero vaya que algo huele a podrido en el rompimiento de la alianza Morena-PT-PVEM para la gubernatura en esa entidad.

NOMÁS no se entiende que el hoy ex subsecretario de Seguridad Ricardo Mejía Berdeja recibiera del PT la candidatura que se le negó en Morena, eso sí, bajo la promesa de que seguirá la doctrina de la 4T.

TAMPOCO queda claro por qué si en el Edomex los pevemistas obligaron a su dirigente estatal, José Alberto Couttolenc, a renunciar a sus aspiraciones a gobernador para apoyar a la morenista Delfina Gómez, en Coahuila sí irán con candidato propio.

LA EXPLICACIÓN que varios le dan al asunto es que, con todo y que ganó la encuesta interna morenista, a Guadiana no lo acaban de ver con buenos ojos y por eso lo están dejando solo.

TOTAL, si Mejía sube en las encuestas, bien podrían desde Morena o incluso desde Palacio Nacional hacer que Guadiana se baje de la contienda antes de la elección o, incluso, le pueden hacer el vacío como ocurrió con Mónica Rangel en San Luis Potosí en 2021, donde el verdadero candidato de la 4T era el pevemista Ricardo Gallardo, quien acabó ganando.

POR DONDE se le vea, el asunto pinta para convertirse en un drama con traiciones y puñaladas por la espalda al mejor estilo de Shakespeare, pero con personajes más cuestionables.

LA DETENCIÓN ayer del joven Hendrik Ortega por manifestarse en el Metro contra la militarización de sus instalaciones parece darles la razón a quienes sostienen que la llegada de la Guardia Nacional a ese medio de transporte tiene poco que ver con posibles sabotajes y mucho que ver con el control de daños… a la imagen de Claudia Sheinbaum.

Y ES QUE fueron precisamente elementos de la Guardia Nacional quienes hicieron la detención en cuanto detectaron una protesta que, por cierto, era pacífica.

DE HECHO, los sospechosistas afirman que la principal razón del despliegue es evitar manifestaciones de los jóvenes universitarios que demandan justicia por la muerte en el choque del sábado pasado de su compañera Yaretzi Adriana Hernández.

¿A POCO es cierto que en el cuartel de #EsClaudia tienen miedo de que ese legítimo reclamo se convierta en un #YoSoy132 y afecte sus aspiraciones para 2024? Es pregunta con ecos de consigna estudiantil.

.

¿EN QUÉ país vivirá la diputada federal de Morena Patricia Armendáriz que tuiteó que México se perfila como una de las economías más prometedoras del mundo gracias a las políticas de Andrés Manuel López Obrador? Eso sí que es pasar de los “otros datos” a las “otras realidades”. (Fray Bartolomé, Opinión, p.8)

.

.

Bajo Reserva

La Guardia Nacional vigila celular en mano a los ciudadanos

Nos hacen ver que en los dos primeros días de despliegue de la Guardia Nacional en el Metro de la Ciudad de México quedó claro que la prioridad no es cuidar a los usuarios, sino vigilarlos y hasta tomarles fotografías, ¿una especie de ficha? Los elementos desplegados se dedican a tomar fotos a los ciudadanos, en lo que voceros de la corporación describieron a este diario como “parte de sus reportes y actividades” y aclararon que si una persona se inconforma, borran su imagen. A ver si no sale más caro invertir en tarjetas para que los vigilantes puedan acumular imágenes de los millones de usuarios diarios de ese medio de transporte, que lo que costaría darle mejor mantenimiento al sistema. ¿Qué no se trataba de cuidar a la gente?

Dos huecos desvelan a AMLO

Nos comentan que regularmente las actividades del presidente Andrés Manuel López Obrador terminan apenas entrando la noche porque se levanta desde antes que salga el sol, pero ayer fue una excepción. Nos detallan que anoche llegaron a Palacio Nacional, por el acceso de la calle Corregidora, tres camionetas que circulaban a toda velocidad y de una de ellas descendió Adán Augusto López, secretario de Gobernación, quien de plano voló desde Puebla para reunirse de manera urgente con el Jefe del Ejecutivo federal. ¿El motivo? Una voz en los pasillos de Palacio Nacional nos afirma que el tema era hablar y ver las acciones a seguir tras la renuncia de Ricardo Mejía Berdeja como subsecretario de Seguridad Pública para contender por la gubernatura de Coahuila, a contrapelo de los deseos del Presidente, así como el caso de la ministra Yasmín Esquivel, a quien podrían tener que terminar pidiendo la renuncia, pues con el caso del plagio de tesis quedó como una pieza muy debilitada del gobierno en la Corte.

La SEP invalidaría cédula profesional, no el título

A propósito de la ministra Esquivel, nos comentan que, tal como lo anunció el presidente López Obrador, será el lunes cuando el gobierno federal tome acciones sobre la papa caliente que le aventó la UNAM a la Secretaría de Educación Pública al turnarle el caso del plagio de tesis profesional. Por ello, nos hacen ver que en esa dependencia que encabeza Leticia Ramírez, el equipo jurídico hace una revisión a fondo de normas y legislación vigentes para definir lo que procede. Nos comentan que es prácticamente un hecho que la SEP le quitará la cédula profesional a Esquivel, pero no el título que la acredita como licenciada en Derecho. ¿Volverá el asunto a la UNAM? ¿Y la Suprema Corte?

A Noroña no le gusta que el PT se salga del huacal

Nos cuentan que quien no está feliz con el anuncio de que el PT tendrá como candidato a la gubernatura de Coahuila a Ricardo Mejía Berdeja, es el diputado federal por ese partido Gerardo Fernández Noroña, quien dijo que no lo apoyará en su aspiración y que fracturar la coalición con Morena es casi asegurarle la victoria al PRI. Nos hacen ver que tal vez lo que teme don Gerardo que se aleje con esta separación, no es la gubernatura del estado norteño, sino sus aspiraciones presidenciales rumbo al próximo año. ¿Qué nadie piensa en él? (El Universal, A2, p.2)

.

.

Trascendió

Que ya que el pueblo se lo pidió, dice, Ricardo Mejía Berdeja le renunció al Presidente por carta, dio la espalda a Morena y su proyecto en Coahuila y se fue al PT, que le ofreció la precandidatura al gobierno de ese estado, después de que perdió la encuesta guinda. Eso sí, el ex subsecretario federal de Seguridad, que dejó el changarro encargado durante el proceso electoral intermedio, porque hay prioridades, ahora se fue echándole porras a Andrés Manuel López Obrador y a la cuarta transformación.

Que en medio de la renuncia de Ricardo Mejía Berdeja a la subsecretaría de Seguridad y el impasse sobre el futuro de Yasmín Esquivel en la Suprema Corte, el secretario de Gobernación, Adán Augusto López, debió regresar con urgencia desde Puebla a Palacio Nacional para tener una encerrona nocturna con el presidente Andrés Manuel López Obrador en busca de acomodar las piezas que se están moviendo en el tablero político. Por lo pronto, la SEP, que encabeza Leticia Ramírez, recibió la noche del jueves en sobre cerrado la resolución que tomó la UNAM sobre la tesis de la ministra.

Que hablando de Adán Augusto López, por la mañana había dicho que “no es réferi para ir a levantar la mano a nadie a Puebla”, cuando se le preguntó sobre su favorito para llegar a Casa Aguayo en el próximo proceso electoral, pero antes de volver a Ciudad de México, llamado por el Presidente, tuvo tiempo para posar con el diputado Ignacio Mier y el senador Alejandro Armenta, ambos aspirantes a gobernador, precisamente levantándoles la mano. Bueno.

Que no todo es felicidad en los cuarteles de la oposición, pese a los rostros de satisfacción de Marko Cortés, Alejandro Moreno y Jesús Zambrano después del relanzamiento de Va por México y el reparto de cuotas para los comicios en puerta. El senador panista Damián Zepeda manifestó su inconformidad, pues el albiazul no postulará candidatos para las elecciones en Estado de México y Coahuila: “que tristeza el rumbo tomado por mi partido… la lucha debería ser por cambiar México”. (Milenio, Al Frente, p.2)

.

.

Rozones

Se amplía alianza en Edomex

Y hablando de temas electorales fue finalmente la alianza de PRI, PAN y PRD, la que convenció al partido Nueva Alianza de sumarse a su coalición. La decisión la tomó la dirigencia de ese partido casi al límite de los plazos, por lo que ya no pudo ser ayer y será hoy cuando se dé el registro del conjunto de partidos ante el instituto electoral local. Una de las dudas que surgió tras conocerse la noticia es la de cuál es la fuerza real que podría aportar ese instituto político y la respuesta fue, de acuerdo con los números de la más reciente elección, alrededor de 200 mil votos. Una vez realizado el acuerdo, serán cuatro los partidos que arropen la postulación de Alejandra del Moral, con quien ayer cerraron filas agrupaciones tricolores como la CNC y la organización de mujeres priistas y también representantes de las centrales de abasto mexiquenses.

AL BUEN ENTENDEDOR

Y fue el senador Ricardo Monreal el que en un mensaje que difundió en las benditas redes convocó al “recato” de cara a la sucesión presidencial, aunque para saber a quien se refería hay que considerar lo que dijo después: “No se debe descuidar la política interna para expresar el adelanto que a todos afectará. No se puede descuidar la ciudad para no afectar a los ciudadanos que habitamos la ciudad. Y tampoco se puede involucrar la política internacional en un adelanto que puede generar campañas generalizadas en detrimento de la convivencia pacífica. Como no hay reglas uno tendrá que actuar autoconteniéndose y cuidando que el Estado de derecho no se vulnere. ¿Dijo política interna?, ¿la ciudad?, ¿política internacional? Pues sí. Así lo dijo y al final hasta sonrió. Nos hacen ver que ante sus dichos, hay que aplicar el dicho aquel de “a la buena corcholata pocas palabras”. ¿O cómo era?

“NO LES VOY A QUITAR LAS GANAS”

Y fue Adán Augusto López, quien ayer con una sonrisa de oreja a oreja, les respondió a quienes se lanzaron a corear al unísino “¡Presidente, Presidente, Presidente!, luego de que el secretario de Gobernación fuera presentado. Ocurrió en Puebla, a donde el funcionario llegó con sus itinerantes “Diálogos Ciudadanos: Reforma Electoral y Gobernabilidad en México”. No era poco el público ni tampoco poco relevantes los presentes, pues ahí estaban dos de los morenistas poblanos que son vistos como posibles aspirantes a la gubernatura: Ignacio Mier, líder de la Jucopo en Diputados, y Alejandro Armenta, presidente del Senado. “Para mí es verdaderamente emocionante encontrarme esta tarde con ustedes”, dijo Adán, tras señalarle a quienes gritaban lo de “¡Presidente!” con insistencia algo así como “no les voy a quitar las ganas”.

TRANSFORMACIÓN BIFURCADA

Con la novedad de que el río que estaba sonando sí traía agua y el subsecretario de Seguridad Pública, Ricardo Mejía, dejó el cargo para subirse a la contienda por la gubernatura de Coahuila. Y lo ha hecho para tratar de enarbolar, según lo define en su carta de renuncia, “la verdadera transformación”, lo cual daría a entender que no será tal la que encabeza el abanderado de Morena, Armando Guadiana —al que tacha de corrupto. El caso es que en la entidad ya están en disputa dos proyectos de transformación que desde ya, no se están dando tregua, al acusarse mutuamente de beneficiar al PRI, mientras en el tricolor se las arreglan para pavimentar el camino que les permitirá retener el Ejecutivo. Mejía, sin embargo, va a la carrera en desventaja, pues el PT lo único que le está prestando, y no es algo menor, es un coche con poca velocidad que sólo tomará la que su flamante candidato pueda traspasarle.

ORACIÓN POR PERIODISTAS

Y es la Iglesia católica la que mantiene vigente su agenda en favor de la paz, por lo que será mañana domingo cuando en todas las parroquias se llevará a cabo una jornada de oración en la que se pedirá a Dios por los asesinados, los desaparecidos y contra los atentados a periodistas. Para ese fin, nos comentan, difunde desde ayer un video en el que además de convocar, señala que “por cuarto año consecutivo, en 2022 México se mantuvo como el país más peligroso para los profesionales de la información al sumar 11 periodistas asesinados, tres más que en Ucrania”. La Conferencia del Episcopado advierte que a pesar de las presiones de la sociedad civil y las organizaciones internacionales, “México vivió el año más mortífero para la prensa en su historia”. Ahí el dato.

GIRA LATINOAMERICANA

Y es el Presidente quien haría un pequeño ajuste a la dinámica de su sexenio en materia de viajes al exterior, pues anunció que en septiembre podría viajar a Chile para conmemorar el 50 aniversario del asesinato del presidente Salvador Allende. Acudiría ante la invitación que le giró su homólogo, Gabriel Boric. Aprovechará además para visitar Colombia, Uruguay y Ecuador, y de momento deja fuera a Perú y Brasil. Al primero por los conflictos que ha enfrentado al brindar su apoyo a la familia del expresidente Pedro Castillo, que lo confrontaron con la nueva mandataria Dina Boluarte. En el caso de Brasil, condicionó su viaje a que primero viaje a México el presidente Luiz Inácio Lula da Silva. Así que en Palacio Nacional ya se empiezan a prefigurar los tiempos para la gira internacional de López Obrador. Suena raro, pero… a ir pensando en las maletas. (La Razón, La 2, p.2)

.

.

Serpientes y Escaleras /

La crisis de la ministra, adelanto del fin de sexenio para AMLO

El escenario de la Suprema Corte de Justicia de la Nación se ha vuelto completamente adverso para el presidente López Obrador. Después de la elección de Norma Piña como presidenta y con el escándalo creciente del plagio de la ministra Yasmín Esquivel Mossa, el Presidente perdió cualquier posibilidad de influir en las decisiones de los ministros, además de que la nueva presidenta será irreductible en sus posiciones y no es para nada afín a atender presiones o sugerencias desde Palacio Nacional, como sí lo fue su antecesor Arturo Zaldívar.

Casi podría decirse que lo que se vive hoy en la Corte para López Obrador, es un anticipo de lo que le espera en el ya no tan lejano fin de sexenio al Presidente: sus antiguos aliados, hoy están en su contra; los que le debían lealtad ya se deslindan y reivindican su independencia, y los que siempre estuvieron en su contra, ya afilan los cuchillos para cobrarse agravios, ofensas y presiones. Eso es parte de lo que vivirá en poco más de un año el Jefe del Ejecutivo en casi todos los ámbitos de la vida pública, y de lo que ya vive en su relación con los ministros del máximo tribunal judicial.

Tal vez todo tenga que ver con su inédita y extraña decisión de haber adelantado la sucesión presidencial que, desatada desde hace un año, se vuelve cada vez más cruenta, caótica y empieza a contaminarlo todo, incluida la Suprema Corte de Justicia, en donde al fuerte revés que sufrió con la elección interna, se suma ahora la cacería de la opinión pública, la academia y las redes sociales, en contra de la ministra Yasmín Esquivel Mossa, tras confirmar la UNAM que sí cometió plagio en su tesis de licenciatura y con la que se tituló como abogada de esa casa de estudios en 1987.

Ayer circularon fuertemente los rumores de que la ministra Esquivel presentaría su renuncia al cargo, luego de haber sostenido una reunión en Palacio Nacional el jueves por la noche, acompañada de su esposo, el ingeniero José María Rioboo. En redes sociales varios periodistas filtraron la supuesta reunión y hablaron de la “renuncia inminente” de la integrante de la Corte. Ayer mismo, fuentes del Poder Judicial y directamente de la oficina de la ministra negaron la veracidad de los rumores: “La ministra no va a renunciar, no se ha reunido con el Presidente y ella afirma que está firme y más fuerte que nunca”, nos dijo una fuente muy cercana a la juzgadora.

Incluso nos adelantó que será el próximo lunes cuando el Presidente reciba a Esquivel Mossa en Palacio Nacional para dialogar con ella sobre todo el tema de las acusaciones de plagio y lo que resolverá en breve la SEP, luego de que la UNAM dijera no tener mecanismos para anularle el título y le turnara el expediente a la dependencia federal.

Anoche, desde Palacio Nacional nos comentaban que el Presidente podría invitar a Yasmín Esquivel a que se integre a una posición en su gabinete y de esa manera darle “una salida para arriba” a la ministra emproblemada. Pero de confirmarse esa invitación, significaría que el propio López Obrador le sugeriría la renuncia y si sale la ministra Yasmín, el Presidente perdería una posición, de las pocas que le quedan en el pleno de la Corte y la cedería a los conservadores.

El asunto representa todo un dilema no sólo para la acusada sino para el propio Presidente: porque si invita a Yasmín al gabinete, pierde una posición en la Corte, pero si la deja ahí, el desgaste será progresivo, irreductible y desolador para la ministra, pero también para el Presidente y para su movimiento de la 4T, porque él mismo la defendió desde un inicio, la reconoció como su “amiga” y descalificó la denuncia periodística de Guillermo Sheridan como un “ataque contra nosotros y un tema de politiquería”, aun cuando la UNAM ya reconoció la veracidad del plagio.

Por eso el tema Yasmín Esquivel ya trascendió a la Corte y se volvió también un problema para Palacio Nacional. Paradójicamente mientras más le peguen a la ministra, más la fortalecen ante el Presidente, aunque su imagen pública cada vez debilite cada vez más y su presencia en la Corte se esté volviendo insostenible.

Veremos qué deciden hacer tanto el Presidente como la ministra para salir de la tormenta en la que los metió el plagio de una tesis y la defensa apasionada, más que racional, que hizo el Presidente de una integrante de otro poder distinto al suyo. Es claro que hay lealtades y compromisos de López Obrador no sólo con Yasmín, sino con el ingeniero Rioboo, que ha sido amigo, contratista y financiador del movimiento político obradorista; pero también es muy claro, cada vez más, que el desorden y el caos final han comenzado para este gobierno; y que vienen meses de crisis frecuentes, como ésta, y de estar contra las cuerdas para el Presidente, en la medida que se acerque el fin de su sexenio.

NOTAS INDISCRETAS…

La renuncia anunciada de Ricardo Mejía Berdeja cimbró a Morena, que con esta ruptura ve disminuidas sus posibilidades, ya de por sí complicadas, en la elección estatal de Coahuila. El subsecretario de Seguridad que dejó ayer su cargo con una carta de renuncia que hizo pública, fue de inmediato registrado como candidato del PT a la gubernatura, lo que significa otro golpe para Morena, que perdió un aliado en ese estado. Y aunque el PVEM había estado dialogando con Mejía y fue quien en principio le ofreció postularlo como su candidato, alentándolo para que renunciara a Morena, al final los verdes se rajaron y decidieron ir solos en Coahuila. Al parecer las presiones desde Palacio Nacional para los dirigentes verdes fueron muy fuertes y los obligaron a descobijar a Mejía Berdeja, que se queda solo con el PT.

Ayer mismo, los efectos de esta baja se sintieron cuando Luis Fernando Salazar, coordinador de la campaña de Armando Guadiana, candidato morenista en Coahuila, llamó “traidor” a Ricardo Mejía y lo acusó de haber recibido dinero del PRI para fracturar a Morena: “Mejía es un traidor, se ha vendido al moreirato y al PRI, para dividir el voto transformador del cambio, con la intención de que el priismo y la mafia de la corrupción se perpetúen en Coahuila”, dijo el coordinador morenista. Se ve que les caló el rompimiento…Y hablando de rompimientos, un día después de que la Alianza Va por México anunciara con bombo y platillo a su candidata para el Estado de México, Alejandra del Moral, y de que los líderes de los tres partidos, PRI, PAN y PRD, proclamaran estar “más fuertes y unidos que nunca”, el PRD desmintió ayer tal unidad, cuando no se presentaron al registro de Del Moral como abanderada aliancista ante el Instituto Electoral Mexiquense.

La ausencia de los dirigentes perredistas, aunado a que Nueva Alianza se sumara de último momento a la candidatura común, hizo que se pospusiera para hoy el registro de la candidata de Va por México, aunque trascendió que la dirigencia nacional perredista, que encabeza Jesús Zambrano, está inconforme con el reparto que se hicieron el PRI y el PAN de las candidaturas, tanto en el Edomex como en Coahuila, además de las nominaciones para el 2024. Y es que los perredistas se quejan de que Alito y Marko Cortés se quedaron con todas las postulaciones y no le dejaron más que migajas al Sol Azteca. Esto luego de que Marko Cortés anunciara el jueves que, como el PRI decidió a los candidatos en el Edomex y en Coahuila, con dos priistas como Del Moral y Manolo Jiménez, al PAN le correspondería la decisión de quiénes serán los candidatos en el 2024, tanto a Jefe de Gobierno de la CDMX, como a la Presidencia de la República. “Y nosotros en dónde leemos”, debieron decir los perredistas que, si bien son el partido menor en esa Alianza, también son parte de Va por México. Veremos si se resuelve la molestia del PRD…

Si Claudia Sheinbaum creyó que militarizando al Metro y teniendo a la Guardia Nacional en los andenes y hasta en los trenes iba a detener la crisis política en que se encuentra su administración, tal parece que se equivocó. Ayer las reacciones en contra de la presencia de los militares en el Metro siguieron creciendo y, además de los cuestionamientos de organizaciones de Derechos Humanos como el Centro ProDH, que se dijo “preocupado” por posibles abusos o excesos de los soldados de la Guardia, ahora le surgieron manifestaciones de protesta dentro de las estaciones del STC. Ayer grupos de feministas encapuchadas tomaron la estación Bellas Artes para exigir que saquen a la Guardia Nacional del Metro y con la consigna de “Metro chafa no se paga”, atacaron los torniquetes de acceso para que la gente no tuviera que pagar su acceso al transporte.

En otras protestas en la Línea 3, un joven que protestaba con una cartulina, en contra de la militarización del sistema de transporte, fue detenido por los guardias y presentado ante un Juzgado Cívico solo por su protesta. Por la noche y ante las críticas en redes sociales, el secretario de Gobierno, Martí Batres, dijo que los policías que detuvieron al joven por protestar actuaron mal y serán sancionados y suspendidos. O sea que, una vez más, como ya ocurrió con la seguridad pública de este país, con las Aduanas, con el Tren Maya y con una serie de actividades civiles en las que este gobierno ha metido al Ejército, queda claro que la presencia militar, si bien es intimidante y autoritaria, no necesariamente resuelve los problemas. Al menos no resolvió la crisis de Sheinbaum con el Metro y, al contrario, parece que con la militarización sólo echaron más leña al fuego…Los dados mandan Escalera Doble. Buen cierre de semana. (Salvador García Soto, El Universal, Nación, p.8)

.

.

Doble fondo /

¿Periodistas encadenados? ¿Dónde estamos, en ISIS?

No debemos perder la capacidad de asombro. Rectifico: en este país la mayoría ya la perdió hace tiempo, pero no podemos continuar con esta degradación social que implica normalizar las atrocidades que nos circundan en México.

¿Qué es estos de periodistas descalzos, encadenados, obligados a decir en un video lo que el sicariato les obliga a frasear mientras sus miradas suplicantes y aterrorizadas esperan lo peor?

Sí, lo peor, una brutal ejecución. Torturas. Escupitajos, injurias, burlas, humillaciones, y ¡zas!, la decapitación despiadada cuando a sus verdugos se les antoje empezar a desmembrar sus cuerpos para embolsarlos y tirarlos en alguna carretera, en algún coche, donde sean fácilmente hallados y generen terror.

En algún sitio de la zona calentana de Guerrero son grabadas las imágenes de los dos hombres encadenados de pies y manos junto a un coche blanco que está estacionado bajo un techo de lámina:

“Mi nombre es Fernando Moreno Villegas”, dice uno de los encadenados. “Yo soy Alan García Aguilar”, declara el otro. “Nosotros somos parte del equipo de Escenario Calentano (publicación digital creada hace cinco años). Estamos aquí, pagando las consecuencias (se le quiebra un poco la voz a Fernando, que recién retoma la palabra) pagando las consecuencias… de las publicaciones que se realizaban en contra de estas personas y de diferentes personas en la región de Tierra Caliente del Estado de México, Michoacán y Guerrero”.

Vaya. “Pagando las consecuencias” de ser periodistas. ¿En qué país encadenan y graban periodistas como castigo por ejercer el periodismo?

¿Imagina usted qué sucedería en Estados Unidos si unos capos hicieran algo similar a unos reporteros, por ejemplo, de Miami?

¿Dónde encadenan periodistas por publicar algo “en contra” de alguien?

“Estas personas” en realidad son criminales y políticos ligados a esos mismos capos. Es decir, delincuentes legales y criminales ilegales, esa complicidad corrupta que ha permeado tanto en distintas regiones de la república y se extiende como una enredadera sin podar.

No soy yo quien va a determinar si en ese medio guerrerense se hacía un periodismo “bueno” o “malo”, tal como algunos infames hicieron en redes sociales, porque centrar el debate en eso es una ruindad imperdonable (¿periodistas “malos” mueren y “buenos” sobreviven?), pero si soy yo quien pregunta dónde demonios estamos.   (Juan Pablo Becerra-Acosta M., El Universal, Nación., p.5)

.

.

El Santo Oficio /

Plagio, mentiras y video

Entelerido, no tanto por el frío sino por la maldición de su provecta edad, el cartujo mira en su destartalada videocasetera Sexo, mentiras y video, de Steven Soderbergh, con James Spader y las hermosas Andie MacDowell y Laura San Giacomo. Al terminar, busca las noticias en la televisión y la realidad lo derrumba.

En el ensayo “El arte de mentir”, incluido en El fuego de la imaginación (Alfaguara, 2022), primer tomo de su obra periodística, Mario Vargas Llosa escribe: “La ficción es un sucedáneo transitorio de la vida. El regreso a la realidad es siempre un empobrecimiento brutal: la comprobación de que somos menos de lo que soñamos”. En México, muchos de quienes soñaron con un gobierno de izquierda son vapuleados por el cotidiano aquelarre de un régimen donde anidan la desmemoria, la ineptitud y la falacia.

En su desesperada búsqueda del poder, López Obrador criticó, con sobrados motivos, la militarización del país, y véanlo ahora, convertido en dispendioso mecenas de las fuerzas armadas, comprándoles hasta una línea aérea para su aeropuerto vacío. En sus conferencias, por otra parte, ha reiterado su decisión de combatir la impunidad, “vamos a volver un hábito la honestidad”, dijo en una de ellas. Pero como el hábito no hace el monje, ahí están los plagiarios de la cuarta transformación (Gertz, Romero Tellaeche, Esquivel), exhibidos por Guillermo Sheridan y protegidos desde lo más alto de la escalera gubernamental en una flagrante —una más— contradicción con su doctrina moral.

En las plataformas informativas y en las redes sociales están guardadas, quizá para siempre, las palabras de los políticos. En estos días, por ejemplo, ha vuelto a circular un video de 2018 en el cual Claudia Sheinbaum, recién electa gobernante de la capital del país, afirma: “Lo primero que tenemos que hacer es que lo que existe en la ciudad funcione bien, y tenemos que invertir muchos miles de millones de pesos para poner el Metro a tono, va a cumplir 50 años de edad y tiene que ser el mejor metro”. Como en otras cosas, es evidente su fracaso, pero como diría el clásico, eso ya no es nota.

Queridos cinco lectores, El Santo Oficio los colma de bendiciones. El Señor esté con ustedes. Amén. (José Luis Martínez S., Milenio, Al Frente, p.2)

.

.

Política Irremediable /

¿Policías en vez de técnicos ferroviarios?

El sentido común —el menos común de los sentidos, justamente, según sentencian las personas que más sabiduría han acumulado en la vida— nos llevaría a suponer que la repetición de accidentes en las líneas del metro de CDMX es algo que tiene que ver con cuestiones técnicas y con una reducción de los presupuestos para mantenimiento: fallas en los mecanismos de frenado de los trenes, problemas de trasmisión de datos en el cableado de las estaciones, infraestructura necesitada de modernización, equipos vetustos y refacciones insuficientes, entre otras tantas cosas, todo ello derivado de la falta de dinero para que el sistema funcione como una máquina perfectamente aceitada.

Y, a partir de esta apreciación de las cosas, podríamos concluir que la solución del problema pasaría por el recambio de las piezas gastadas, la adquisición de nuevos equipamientos, el mejoramiento de los protocolos de supervisión, el reforzamiento de la conducción de los operarios, etcétera, etcétera, etcétera.

Pues no, miren ustedes. La decisión tomada es que 6 mil efectivos de la Guardia Nacional van a patrullar todas las estaciones. No sabemos si van a también a estar vigilando los talleres y los depósitos pero, qué caray, la relación causa-efecto que llevó a adoptar esta medida resulta absolutamente oscura, insondable, inescrutable, indescifrable, impenetrable, incompresible e ilógica.

¿Qué tiene que ver una cosa con la otra? O sea, ¿en qué momento un militar reconvertido en policía —o, al revés, un gendarme trasmutado en soldado— va a facilitar que la señal recibida en el centro de control de tal o cual sector de la red ferroviaria sea lo suficientemente clara como para que los controladores cuenten con la mejor información en tiempo real? ¿Un sargento entrenado para combatir se va a ocupar de que los sistemas hidráulicos de un vagón hayan sido verificados por los mecánicos? Pero, aparte, estas responsabilidades, ¿son parte de las atribuciones asignadas ahora a los miembros de la Guardia Nacional?

Los islamistas de Musulmania perpetraron atentados en las líneas del transporte público de varias capitales europeas. Me viene a la memoria un ataque terrorista que llevaron a cabo en Bruselas. Se entendería, ahí, la inmediata y acrecentada intervención de las fuerzas policiacas para garantizar la seguridad de los usuarios y prevenir futuras violencias. Pero, ¿de eso es de lo que estamos hablando aquí?

La alcaldesa de la capital de todos los mexicanos ha dicho que esos accidentes “no son normales”, o algo así. No estaba hablando de la normalidad de todos los días en este país —la de las masacres, los secuestros, las desapariciones y los feminicidios— sino que sus palabras pretendieron tal vez apuntar a que detrás de esos percances hay algo más. ¿A partir de esa velada imputación podríamos entonces inferir que con mandar a la Guardia Nacional a los andenes ya no acontecerán más infortunios? Pues… (Román Revueltas Retes, Milenio, Política, p.7)

.