28 de febrero de 2024

Preocupante cierre de garita de Lukeville

Image

Falta de acceso por Lukeville afectará gravemente en ambos lados de la frontera

Muestras de preocupación por el grave impacto económico, turístico y social que tendrá tanto en Sonora como en Arizona 

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés) dijo que: “El cierre era necesario para redirigir al personal para ayudar a la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos con la detención de inmigrantes”.

Los agentes del cruce fronterizo de Lukeville, que normalmente inspeccionarían vehículos y pasajeros, fueron reasignados para ayudar a los agentes de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos a procesar a los miles migrantes en la frontera que esperan a procesados en su solicitud de asilo.

Los senadores de Arizona Kyrsten Sinema y Mark Kelly junto con la gobernadora Katie Hobbs emitieron su declaración sobre el cierre del puerto de entrada de Lukeville debido a la crisis fronteriza.

“Las comunidades fronterizas de Arizona están en crisis y nuestros hombres y mujeres en primera línea no tienen los recursos que necesitan para gestionar la abrumadora cantidad de migrantes que cruzan la frontera. Con más de 2,000 migrantes cruzando el sector de Tucson diariamente, CBP ha anunciado que cerrará temporalmente el puerto de entrada de Lukeville, Arizona, y redirigirá a todos los oficiales, que de otro modo gestionarían los viajes diarios de los trabajadores y turistas de los que dependen las empresas y el comercio que impulsa nuestra la economía hacia adelante, para en cambio ayudar a la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos a procesar a los inmigrantes.

“Este es un resultado inaceptable que desestabiliza aún más nuestra frontera, pone en riesgo la seguridad de nuestras comunidades y daña nuestra economía al perturbar el comercio y el turismo. El gobierno federal debe actuar con rapidez para mantener las operaciones en los puertos de entrada, tener la frontera bajo control, mantener a Arizona comunidades seguras y garantizar el trato humano de los migrantes.

“Nuestras oficinas están en contacto constante con los líderes de la CBP, los agentes de la Patrulla Fronteriza y los oficiales de la CBP, los funcionarios mexicanos, el embajador de los Estados Unidos en México y los líderes del DHS mientras monitoreamos la situación. Ya es suficiente: Arizona merece soluciones reales a nuestra crisis fronteriza”, afirmaron.

Por su parte, la representante Mariana Sandoval, cuyo distrito cubre gran parte de la frontera sur de Arizona, pidió al gobierno federal reabrir el puerto de entrada de Lukeville en su distrito, , pues ya está teniendo un impacto económico negativo en las comunidades fronterizas y esto afecta a todo el estado.

“Si no podemos llevar los productos a través de la frontera, todo el país se verá afectado. La Administración necesita redirigir el personal a este puerto y reabrir Lukeville inmediatamente”, dijo Sandoval. 

“El gobierno federal tiene importantes recursos y capacidades, y debería desviar esos recursos de otras regiones -y de otros estados, si es necesario- para manejar esta afluencia temporal antes de que cause daños económicos permanentes a nuestras comunidades tribales, fronterizas y al estado. Escucho continuamente a electores y comunidades fronterizas porque no pueden viajar para ver a médicos, familiares o hacer negocios”, agregó. 

“El impacto en el turismo también podría ser devastador porque muchas de estas comunidades fronterizas dependen del tráfico peatonal para sobrevivir económicamente. Esta decisión no fue bien pensada y no toma en cuenta cuán importante es el tráfico transfronterizo legal para las vidas y los medios de vida de todos los arizonenses”, afirmó.

Piden a la Guardia Nacional

El senador T.J. Shope pidió a la gobernadora Katie Hobbs que despliegue la Guardia Nacional para mantener abierto el puerto de entrada y a la vez responder a la “invasión de ilegales” a lo largo de nuestra frontera sur.

“Este cierre afectará negativamente a quienes estén de vacaciones en la popular ciudad costera de Puerto Peñasco, despojando a los viajeros de una ruta segura y directa de regreso a Arizona, cómo la máxima funcionaria del estado, no puede hacer la vista gorda ante la amenaza a la seguridad que afecta directamente a nuestros ciudadanos”, dijo Shope

El republicano exigió “una acción rápida por parte de Hobbs para proteger nuestra

ciudadanos y nuestras comunidades. Cualquier cosa menos muestra su complicidad con la irresponsable y peligrosa agenda”.

Cooperación en Sonora

David Figueroa, director de la oficina del Gobierno de Sonora en Arizona, externó que el gobierno de Alfonso Durazo ha solicitado la presencia de más agentes del Instituto Nacional de Migración (INM), para ayudar en lo posible a los inmigrantes y rechazó cualquier presión política por parte del gobierno estadounidense.

“Coincidimos con las posturas tanto de la gobernadora Hobbs como de los senadores Mark Kelly y Kyrsten Sinema, de que se debe buscar una pronta solución a esta crisis que se agrava con el cierre de la garita de Lukeville y que negativamente afectará en ambos lados de la frontera’, afirmó Figueroa.

“En el espíritu de colaboración, el gobierno de Sonora ha ampliado su capacidad operativa con más agentes den INM y exhortamos al gobierno federal a que ofrezca una pronta respuesta a la crisis humanitaria en la frontera”, finalizó.

.

Te pueden interesar