27 de septiembre de 2022

Columnas POLÍTICAS

CJNG exhibe poderío bélico y la impunidad con la que opera en Michoacán -  Claro y Directo MX

Sábado 14 de mayo de 2022

.

¿El Estado se dobla ante los canallas?

Los delincuentes son humanos, es cierto, pero son sujetos deshumanizados. La crueldad es su negocio particular: cortan orejas, amputan dedos, torturan hasta la muerte a los miembros de la banda rival, asesinan al niño secuestrado luego de haberle cobrado a la familia el rescate exigido, cuelgan cadáveres en los puentes a la vista de todos, extorsionan a la gente de bien, roban, matan…

No necesitan ser cuidados, deben ser combatidos. Y, cuando se aparecen desafiantes en el escenario, armados y pertrechados como si fueran las milicias regulares de toda una región, la respuesta de las fuerzas de seguridad del Estado no tendría que ser la retirada sino una inmediata exigencia de rendición y, en caso de abierta resistencia a la orden, un enfrentamiento directo.

La violencia es el último recurso a utilizar. Pero, justamente, el Estado moderno está plenamente facultado para recurrir a la fuerza cuando en el espacio público intervienen terceros que pretenden suplir sus funciones y ejercer un poder paralelo. El reinado del crimen en los territorios soberanos de una nación es absolutamente inadmisible bajo cualquier punto de vista. La primerísima obligación del gobernante es garantizar la seguridad de sus ciudadanos y las leyes existen para ser respetadas, no para pretextar excepciones, aquí y allá, que llevan a que los delincuentes se llenen los bolsillos amenazando a los comerciantes del vecindario, a que se apropien de los combustibles que fluyen por las tuberías de las empresas petroleras o a que rapten a jóvenes mujeres para prostituirlas.

En lo que toca a los sentimientos humanitarios que pudieren despertar los que roban y matan, el delincuente pierde su (presunta o posible) condición de víctima a partir del momento en que el maltrato que pueda haber vivido lo hace volverse un verdugo de los demás. Pero, hay otra cosa: así como no todos los pobres se convierten en rateros, tampoco todos los individuos que han sufrido durezas terminan siendo unos canallas.

En un mundo ideal, el ladronzuelo y el estafador deberían de ser individuos rescatables y el sistema penitenciario servir para dirigir sus vidas por buen camino. Pero sucede exactamente al revés: las cárceles, en México, son unos infiernos en los que se te condena a seguir por la senda del crimen. Y, peor aún, el país entero está poblado de asesinos en libertad, de secuestradores que se sientan a tu lado en la mesa del restaurante, de desenvueltos atracadores que jamás han pisado una cárcel…

Y, algunos, tan insolentes y descarados, encima, que ahora van en comandos, exhibiendo a sus anchas el poder que el Estado les ha cedido y plantando cara, en sus mismísimas narices, a los cuerpos policiacos y a las Fuerzas Armadas.

Los mexicanos de bien son quienes necesitan apremiantemente cuidados y protección, no estos humanos deshumanizados. (Román Revueltas Retes, Milenio, Política, p.9)

.

.

AMLO y los criminales: ¿dislate, provocación o complicidad?

Las controversiales declaraciones del Presidente, sobre las garantías y “cuidados” que su gobierno ofrece a los integrantes de las bandas criminales y del narcotráfico, se prestan a toda clase de interpretaciones y reacciones: desde la rabia de quienes se indignan porque el Presidente ya perdió la noción y proporción de su papel como Jefe de Estado y garante del orden y la legalidad; los que ven su absurda defensa de derechos de los delincuentes como un acto de provocación para polarizar y contrastar su doctrina garantista y pacifista con el belicismo y el clamor de sangre de sus adversarios “conservadores”; hasta los que de plano empiezan a sospechar que López Obrador protege y cobija a los narcotraficantes porque tiene con ellos pactos económicos y de impunidad.

Cualquiera de las tres lecturas puede tener algo de razón. Porque a estas alturas está más que claro que la política criminal y de seguridad de este gobierno ha sido totalmente fallida. Muy lejos del discurso de “pacificación” y de “inteligencia”, no hay un solo indicador medible que sostenga que la violencia del narcotráfico ha disminuido en este gobierno; los 120 mil homicidios dolosos que se acaban de cumplir en los tres años y medio de esta administración son el parámetro más claro y con reconocimiento internacional para saber que, más allá de la demagogia de los “abrazos, no balazos”, o de las reuniones tempraneras de todos los días del gabinete de seguridad en Palacio Nacional, el crimen organizado no ha retrocedido ni un ápice en este gobierno.

 Por el contrario, las “bandas” del narco, como las llama el Presidente, se han empoderado, dominan y controla cada vez más territorios y actúan a sus anchas extorsionando a comerciantes, empresarios, agricultores y a todo aquel que tenga cualquier tipo de negocio; matan, secuestran, levantan y violan a jovencitas, mientras a los jóvenes varones les aplican la leva para obligarlos a trabajar con ellos, siembran el terror entre la población civil e imponen sus leyes, ya sea a través de sus grupos de sicarios armados, a veces disfrazados de “policías comunitarias” o “autodefensas”. Y como ni el Ejército Mexicano, ni la Marina Armada de México, ni la Guardia Nacional los enfrentan, porque tienen órdenes expresas de su comandante supremo de “primero cuidarse ellos y después cuidar a los criminales”, el narco vive en este gobierno una época de jauja, bonanza y total impunidad para producir, vender internamente y exportar toda clase de drogas naturales y sintéticas.

No hay detenciones importantes, no hay búsquedas ni persecución de capos o jefes de plaza que generan violencia y muy poco se informa de decomisos de drogas o destrucción de narcolaboratorios. Y eso puede explicarse de dos maneras: o por lo que confirma el propio Presidente, de que la suya es una política garantista que no quiere muertos y prefiere rehuir la confrontación con el crimen para evitar “baños de sangre”, mientras se cuida tanto la integridad de los militares como de los criminales; o porque de plano al más alto nivel de esta administración se ha decidido que los narcos son aliados, no enemigos del proyecto político gobernante.

Porque aun cuando López Obrador intente provocar al avispero con su defensa de los delincuentes y abra un debate que en otras partes del mundo ya está totalmente superado, sobre las garantías y los derechos de los que infringen la ley, lo que no cuadra es que al jefe del Estado mexicano le preocupen y le ocupen los derechos de criminales en flagrancia, que van armados, matando, secuestrando y extorsionando, pero no le preocupen ni los mencione, el derecho primordial a la seguridad y a la defensa de la vida y el patrimonio de los ciudadanos civiles que, con las declaraciones del Presidente, quedan en la total indefensión frente a ejércitos de sicarios y narcotraficantes armados, despiadados y sin escrúpulos que se saben protegidos por el gobierno.

¿Por qué no habla, por ejemplo, el Presidente de los derechos que también tenían los 120 mil muertos por homicidio doloso en su gobierno, muchos de ellos civiles inocentes, otros jóvenes enganchados y encandilados por el dinero del narco?, o ¿por qué se ha negado a reconocer la gravedad de los feminicidios que también se dispararon en su gobierno en razón de 11 mujeres asesinadas diariamente, o de las desapariciones que ya se cuentan en 100 mil y que también han seguido creciendo en sus tres años de mandato?

En su argumentación sobre su forma de pensar y de concebir la estrategia de seguridad, el Presidente sólo habla de “cuidar a las fuerzas armadas y también cuidar a los integrantes de las bandas (criminales y narcos) porque son seres humanos”. ¿Y al resto de los ciudadanos que están viviendo aterrorizados, desplazados de sus comunidades, con hijos o familiares secuestrados o desaparecidos, que ven todos los días asesinatos, tiroteos y violencia en su entorno cercano, a esos no les dice nada ni le preocupan sus derechos al Presidente que debiera velar por su seguridad e integridad?

Se puede discutir y debatir si el Ejército y las fuerzas militares y civiles que están desplegadas en el territorio para dar seguridad a los ciudadanos, deben usar toda la fuerza que poseen legítimamente para cumplir su labor; se puede apelar a la gradualidad en el uso de la fuerza y decir que, a diferencia del pasado (léase Calderón y Peña Nieto) “en este gobierno no hay ejecuciones extrajudiciales ni se mata a quienes infringen la ley”; pero lo que no se puede aceptar ni tolerar, es a un gobernante que en aras de diferenciarse de sus antecesores, de venderse como “pacificador” y de decir que no usa la fuerza o “el fuego para combatir al fuego” renuncie a su obligación primordial y primaria como jefe de un Estado: administrar y utilizar el monopolio de la fuerza y la violencia para garantizar un Estado de Derecho y un sistema de justicia en el que quien delinque y viola la ley, pague las consecuencias, mientras que las víctimas reciban justicia.

Eso último no lo está logrando López Obrador y su fallida estrategia de seguridad. Ni ha pacificado al país, ni ha frenado la producción y tráfico de drogas, ni ha evitado la creación de un Estado paralelo en el que las organizaciones criminales lo mismo imponen su ley, cobran sus impuestos y hasta administran su propio sistema de justicia. Decir que no se va a combatir ni a confrontar a los criminales con la fuerza porque “se tienen que cuidar sus derechos porque son humanos”, mientras se abandona a su suerte a la población civil indefensa frente a esos “humanos armados y despiadados”, equivale a declarar que, sin un Estado y una fuerza pública que nos defienda, hemos entrado en “la Ley del Talión” que supuestamente se quiere evitar. Y sin Estado de Derecho, ni autoridad que nos proteja, lo que queda es una jungla, un Estado ausente que está a poco de volverse un Estado fallido.

NOTAS INDISCRETAS…

La guerra electoral en Tamaulipas se sigue intensificando a 15 días de los comicios por la gubernatura. Ayer la Fiscalía de Justicia del estado detuvo y presentó a Nadia Virginia “G”, a quien se refirieron como “la secretaria” del empresario asesinado Sergio Carmona Angulo. A Nadia la detuvieron los agentes tamaulipecos con la colaboración del gobierno de Nuevo León y más que una secretaria, en realidad era la encargada de llevar la contabilidad de Carmona Angulo. Su detención se llevó a cabo el jueves y durante toda la noche y madrugada, la contadora del empresario huachicolero fue interrogada y videograbada por la Fiscalía de Tamaulipas en un interrogatorio que se llevó varias horas que quedaron perfectamente registradas en video.

Según fuentes de la fiscalía tamaulipeca, Nadia reveló nombres, fechas y montos de las entregas de dinero en efectivo que Sergio Carmona hacía a personajes destacados y candidatos de Morena. Dio detalles y explicó con pelos y señales cómo, cuándo y cuánto dinero recibieron desde los líderes nacionales del partido gobernante, hasta diputados federales por Tamaulipas y también candidatos de ese partido, a quienes, dijo, se les daba “entregas semanales” de dinero. Todo ese material en video, anuncia que la guerra sucia y electoral se recrudecerá y que saldrán muchas imágenes en los próximos días apuntando a Morena y a sus dirigentes y candidatos con el objetivo claro de reducir la ventaja amplia que hoy lleva el candidato a la gubernatura, Américo Villarreal. Como dicen en estos casos, saquen los paraguas porque va a llover y no precisamente agua…Y mientras tanto en Durango, se espera un auténtico final de fotografía para la elección de gobernador y alcalde de la capital el próximo 5 de junio.

Tan es así que para allá se desplaza la plana mayor de los partidos al reforzamiento de las campañas. El jueves llegó al estado, Mario Delgado, mandamás de Morena, en apoyo de su candidata Marina Vitela. Ayer viernes arribó Alejandro Moreno, en refuerzo de Esteban Villegas. Y por parte del PAN se encuentra en Durango, Juan Carlos Romero Hicks, a quien consideran importante refuerzo para Villegas en la Alianza Va por Durango. Panistas y priistas se perciben entusiasmados por el resultado de prácticamente todas las encuestas que les dan ventaja y les daría el triunfo en una segunda entidad de las seis en disputa. La competencia es palmo a palmo. Se vale apostar…Los dados cierran con Doble Escalera. Se compuso la semana. (Salvador García Soto, El Universal, Nación, p.8)

.

.

Arsenal / Renuncia a la legítima defensa

Poco convincente el discurso del Presidente de que no hay que utilizar el monopolio legal de la violencia para combatir a la de­lincuencia. AMLO se aferra al dogma de “abrazos, no balazos” y se olvida de la obligación que tiene su gobierno de defender a los ciudadanos.

Su negativa a modificar la fracasada estrategia de seguri­dad le ha costado a México más de 120 mil muertos. Ya superó el número de homicidios dolosos cometidos en los primeros 42 meses de los gobiernos de Salinas, Zedillo, Fox, Calderón y Peña Nieto. Allí están las estadísticas de los especialistas –como TResearch International–, a disposición de quien quiera ir más allá de los “otros datos”.

El tabasqueño asegura que da resultados sin violar los de­rechos humanos. Argumenta que ya le quitó el semillero de los jóvenes a la delincuencia. ¿Lo dice en serio? ¿En qué se basa? La descomposición salta a la vista. Sólo los ciegos no la ven.

Pero él predica, desde su mañanero púlpito, que el mal no se le puede enfrentar con el mal. “El mal hay que enfrentarlo haciendo el bien y la paz es fruto de la justicia. Ésa es la nueva estrategia: atender los problemas, las causas, el que la gente viva feliz, que no haya desintegración en las familias”, subraya.

Suena bien. Hasta se parece a Gandhi. Pero hay que pre­guntarse: ¿la gente vive feliz en un país donde hoy los balazos opacan a los abrazos. Los criminales roban, secuestran, extor­sionan, matan sin piedad. Saben que no les va a pasar nada. No hay cómo disuadirlos.

*Alejandro Moreno quiere ser candidato presidencial. Lo dice abiertamente. Está convencido de que si se hace una elección interna para el abanderado del tricolor en 2024, no hay quien le haga sombra en el PRI.

De allí ese estilo entrón, retador, muy lejano al que le ganó el apodo de Amlito. Logró sacudirse ese estigma con su postura en contra de la reforma eléctrica, a pesar de las presiones sobre la bancada tricolor que se ejercieron desde Palacio Nacional.

El gobierno de Morena ya le pasó factura. A través de Layda Sansores, gobernadora de Campeche, filtró grabaciones en las que se escucha al dirigente nacional del PRI en tratos con pro­veedores para las elecciones de gobernador en su estado. “Es una cortina de humo y no me van a amedrentar”, revira.

Podemos adelantar que este lunes va a ofrecer una rueda de prensa en el CEN del PRI. “Se va a ir con todo” en contra de Morena y de su gobierno, aseguran en su entorno.

Esa postura le ha dado puntos a Alito –así le gusta que le digan– con la base de su partido. El diputado michoacano del PRI, Roberto López, aspirante a dirigir la CNC, jura que, por lo menos en su estado, el dirigente del tricolor “está de moda”.

La principal bronca que tiene Moreno para alcanzar sus propósitos no está dentro del tricolor. Tampoco que su nombre no aparezca en las encuestas sobre los presidenciables.

El exgobernador de Campeche sabe que para tener una oportunidad de sacar a Morena de Palacio Nacional en 2024 es necesario que se mantenga la coalición con el PAN y el PRD. La correlación de fuerzas indica que lleva mano el PAN. Fran­camente vemos muy difícil que en el azul le digan al priista “Sí, señor, pásele…”, por mucho que Alito repita que el candi­dato presidencial de la oposición no puede ser un hombre de derecha.

* Antes de la elección presidencial está la del Estado de Méxi­co, la joya de la corona. Alfredo del Mazo se va en 2023. Otra prueba para la coalición. Del lado del PAN sólo hay un aspiran­te visible: Enrique Vargas del Villar, coordinador del grupo del PAN en el Congreso del Estado de México.

Le compiten tres aspirantes del PRI con posibilidades: Alejandra del Moral, Ana Lilia Herrera y Ernesto Nemer.

Un cuarto, Elías Rescala, líder de la bancada del PRI en el Congreso mexiquense, se bajó ayer de la contienda. “No tengo otra aspiración que la de servir a mi estado desde la Cámara de Diputados hasta el 2024”, dijo en un mensaje que hizo público.

En las elecciones de julio de 2021, el PRI sacó un millón 800 mil votos; el PAN, 900 mil. En este caso vemos difícil que el tricolor le suelte la candidatura a Vargas.

* La inflación anualizada nacional, con corte a marzo de 2022, fue superior a los medicamentos, aseguran en el Ins­tituto Farmacéutico México (Inefam), con base en datos del Inegi: 7.45 % y 5.91 %, respectivamente.

Y sin embargo, el alza de precios de los expectorantes y descongestivos, anticonceptivos y antigripales fue superior, en idéntico lapso, a la inflación nacional: 11.09%; 9.28%, 7.53%.

Las medicinas homeopáticas y naturistas, por el contrario, registraron menor inflación en 2022: 2.97 por ciento, puntualiza el documento del Inefam. (Francisco Garfias, Excélsior, Nacional, p.4)

.

.

Los matones no van a la fiesta

Jorge Ramos Ávalos en REFORMA

A todos nos ha pasado. Te invitan a una fiesta y tú, a su vez, quieres llevar a tus amigos. Eso le ocurrió al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador. Quería llevar a la Cumbre de las Américas, que se realizará en Los Ángeles en junio, a los dictadores de Cuba, Venezuela y Nicaragua. Pero Estados Unidos le puso un alto: los matones no van a la fiesta.

López Obrador, muy entusiasmado tras su viaje a la Habana, lanzó su advertencia: «Si se excluye, si no se invita a todos, va a ir una representación del gobierno de México, pero no iría yo». Y luego explicó más: «No quiero que continúe la misma política en América y quiero, en los hechos, hacer valer la independencia, la soberanía y manifestarme por la fraternidad universal».

Suena muy bonito y solidario. El problema es que Cuba, Venezuela y Nicaragua son unas brutales y asesinas dictaduras. López Obrador quería llevar a la reunión de Los Ángeles a matones, torturadores y represores. Y todo bajo el concepto de una sola América. Pero el gobierno de Biden ni se inmutó. «No nos parece conveniente incluir a países que no respeten la democracia», dijo Brian Nichols, el subsecretario de Estado para asuntos hemisféricos.

Es difícil entender qué gana López Obrador con su defensa de estas tres dictaduras. Genera una innecesaria tensión con Estados Unidos -su principal socio comercial- y crea más nerviosismo dentro de México entre quienes creen que no querría dejar el poder en el 2024 (algo que él ha negado una y otra vez).

En otra mañanera -respondiendo a un tuit en que escribí que AMLO había decidido ponerse del lado de los dictadores- el Presidente defendió el viejo principio de no intervención en los asuntos internos de otros países y se preguntó: «¿Quiénes somos para llamar matones, torturadores y represores a unos y no a otros?».

Respuesta: es que son tiranías y nos toca a todos defender los derechos humanos.

Datos. Más de 350 personas murieron durante las protestas contra el gobierno de Daniel Ortega en Nicaragua en el 2018, según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Ortega lleva más de 15 años en el poder tras una serie de fraudes electorales.

Datos. En Venezuela hubo más de 8,700 ejecuciones extrajudiciales desde el 2015, de acuerdo con la exfiscal Luisa Ortega. A esto hay que sumar al menos 350 personas que murieron en protestas contra Maduro (Provea) y 240 prisioneros políticos (Foro Penal).

Datos. Cuba es una de las dictaduras más antiguas del planeta. Solo ha tenido tres líderes en 63 años. No hay partidos políticos ni libertad de prensa. Y según Amnistía Internacional, había casi 700 prisioneros políticos por participar en las «históricas protestas de julio» del 2021.

Este es un debate muy importante. Se trata del futuro de México y del tipo de país que queremos. AMLO asegura que ya escogió su lado. Pero se equivoca en este debate. Hay millones de mexicanos que no quieren que su país sea como la isla de Cuba.

Aclaración: por supuesto que Estados Unidos también tiene un largo historial de violaciones a los derechos humanos. Pero no podemos achacarle hoy al presidente Joe Biden el golpe de Estado en Chile, la injustificada invasión a Irak o las torturas en Guantánamo y Abu Ghraib, igual que no podemos culpar a AMLO por las matanzas del PRI. Ese es otro debate.

Seguimos.

La imagen del presidente de México en las calles de Los Ángeles sería muy poderosa. Pero si finalmente no va a la Cumbre de las Américas -donde se discutirá la migración y cómo reactivar la economía continental- el que pierde es México. En Palacio Nacional, solito, López Obrador no podrá influir ni decir pío.

Hubo una época, cuando Barack Obama era Presidente, en que circulaba la teoría de que más contactos y más inversión ayudarían a la democratización de Cuba. Obama fue a la isla en el 2016, se restablecieron las relaciones diplomáticas… y no pasó nada.

Cuba sigue siendo una férrea dictadura. Igual que Venezuela y Nicaragua. Ya nadie cree que la presencia de Miguel Díaz-Canel, Nicolás Maduro y Daniel Ortega en Los Ángeles va a ayudar a terminar con las tiranías en sus países.

Por eso, aunque López Obrador quiera llevar a sus cuates a la fiesta, Estados Unidos le ha dicho que no entran. La verdad, hay amigos que son impresentables.

.

.

Contra nadie

Jorge Volpi en REFORMA

Cuando, en julio de 2018, López Obrador se alzó con un triunfo histórico a la Presidencia, buena parte de sus 30 millones de votos se debió al hartazgo que más de la mitad de la población -ese asombroso 53 por ciento- sentía hacia los partidos que hasta entonces se habían repartido el poder por casi un siglo. En las postrimerías del siglo XX, el PRI se había convertido en la encarnación del autoritarismo y, en su vuelta en 2012, no hizo sino exacerbar su inaudita corrupción, en tanto que el PAN, que durante años había encarnado una oposición responsable, apenas tardó en decepcionar en el 2000 y luego, en el 2006, sumió al país en una atroz ola de violencia debido a su irresponsable «guerra contra el narco».

Tras dos intentos fallidos, AMLO al fin supo capitalizar ese abrumador descontento: los dos partidos, bien caracterizados como mafia en el poder, habían acribillado las esperanzas de cambio depositadas en ellos y habían sumido a México en una de las etapas más oscuras de su historia. Frente a un saldo en donde se sumaban la banalidad de Fox y la venalidad de Peña Nieto con la cruenta tozudez militarista de Calderón, lo increíble hubiera sido que cualquiera de ellos hubiera retenido el poder. Los mayores responsables de la victoria de López Obrador fueron ellos mismos: tres gobiernos desastrosos en los que perdieron la oportunidad de cimbrar al sistema, conformándose con defender sus propios, mezquinos intereses.

La más dura lección de su paso por la Presidencia es que, pese a sus derrotas, PRI y PAN jamás fueron -ni han sido- capaces de reconocer sus trágicos errores y menos aún de renovarse. Tras su debacle en el 2000, el PRI no emprendió el menor ajuste de cuentas, se atrincheró para bloquear todas las iniciativas de Fox y se agazapó para recuperar el poder tras los desastres de su enemigo histórico; después, en el 2012, recuperó sus peores artimañas y se limitó a esquilmar a la hacienda pública en una auténtica política de Estado. El caso del PAN es todavía más vergonzoso: tras la torpeza e ineficacia de Fox, tuvo otra oportunidad de trastocar la inmensa desigualdad del país y, en vez de ello, por un desplante maniqueo de Calderón, nos sumió en la más sanguinaria barbarie.

Tras su humillante derrota en 2018, la actitud de ambos partidos ha sido lamentable: incapaces de reconocer sus costosísimos yerros, de hacer un examen de conciencia, de pedir perdón por la corrupción y por los muertos, PRI y PAN prefirieron unirse -con el insignificante añadido de los restos de la izquierda agazapados en el PRD- con la única finalidad de bloquear los proyectos de López Obrador. Desde entonces, sus triunfos se han limitado a frenar las cuestionadas reformas constitucionales del Presidente y obtener algo de poder territorial en la Ciudad de México: fuera de eso, ni una sola propuesta de conjunto, ni un solo plan alternativo de nación, ni una sola figura de peso entre sus filas capaz de contrastar el monopolio de la agenda que instaura el Presidente cada mañana.

Desde su victoria, AMLO ha traicionado la mayor parte de sus promesas -en primera instancia, con una militarización extrema- y tampoco se ha preocupado por sacudir al sistema en áreas tan urgentes como la justicia, concentrado en proyectos caprichosos y en alimentar a diario el rencor contra quienes llama, a diestra y siniestra, conservadores. Frente a ello, la alianza opositora -Movimiento Ciudadano se empeña en jugar aparte- no posee una narrativa capaz de contrastar la sibilina retórica del Presidente. Como si no fueran corresponsables del desastre que vivimos, confían en que los desatinos de su adversario los devuelvan al poder y a la soez defensa de sus privilegios, sin comprender que buena parte de esos treinta millones que no los votaron continúan detestándolos, y con razón.

El gobierno de AMLO se encamina hacia otra decepción mayúscula, con enormes costos para México: por desgracia, frente a él y Morena no hay nada ni nadie. Y esa no es culpa suya, sino de estos dos partidos, PAN y PRI, absolutamente incapaces de ser otros.

.

.

El futuro del periodismo

LINOTIPIA / Peniley Ramírez en REFORMA

Esta semana, tres historias investigadas y escritas por mujeres ganaron el Premio Pulitzer, el más importante de periodismo en Estados Unidos y quizá el más famoso del mundo. Una, es un libro de la historiadora Ada Ferrer sobre cinco siglos en la historia de Cuba. Otro es un libro de la periodista Andrea Elliott sobre una joven negra estadounidense que creció sin casa y fue elegida para estudiar en una escuela para personas muy pobres, que aspiran a una educación de calidad. La tercera fue un podcast documental hecho por la periodista María Hinojosa y su equipo en Futuro Media, primer medio hispano que gana ese galardón. Su historia es acerca de un hombre hispano, encarcelado cuando era menor de edad, y lo que su caso muestra sobre el racismo y desigualdad en el sistema carcelario de EU.

Los periodistas no trabajamos para ganar premios, pero la selección del Pulitzer permite reflexionar acerca del papel del periodismo hoy y a dónde se encamina, en un tiempo cuando cualquiera puede grabar fotos o videos que le den la vuelta al mundo.

En agosto de 2021 me mudé a Nueva York para estudiar una maestría en periodismo económico en la Universidad de Columbia. He formado parte de un grupo con reporteros de Paquistán, Hong Kong, Nigeria, Tanzania, Corea del Sur, Inglaterra y Estados Unidos. Nuestra primera tarea fue escribir sobre nuestra familia. Escribí sobre mi padre y su infancia en Cuba al inicio de la revolución, cuando aún los cubanos creían que era posible el sueño de un país socialista, donde la desigualdad y la discriminación serían cosa del pasado. Mis colegas escribieron sobre las dificultades de ser madre soltera en EU, hacer periodismo en regímenes totalitarios, vivir con miedo a morir o a que asesinen a sus fuentes, cubrir a las grandes petroleras y la explotación de recursos en África, o las protestas callejeras frente a la represión del gobierno chino.

En los siguientes meses, trabajamos historias sobre Estados Unidos con temas que nos aquejan también en América Latina: vendedores ambulantes, repartidores de comida, pepenadores en Manhattan, mujeres en grandes consejos de administración, especialistas en el impacto de la misoginia y el racismo en el desarrollo económico. Investigamos abusos de policías a poblaciones pobres y marginadas, las dificultades de personas negras, asiáticas, mestizas, hispanas, para acceder a créditos, empleos, educación, servicios de salud y retiro.

Hablé con periodistas que requieren varios empleos para su sustento en Nueva York, como muchos colegas en Veracruz, Puebla o Guatemala. Conocí mujeres que deben regresar a trabajar dos semanas después de tener a sus bebés, a personas negras que deben probar dos veces su valor para conseguir el mismo puesto que una blanca obtiene sin mayor esfuerzo. En México, cubrimos historias similares, mientras nos enfrentamos también a la muerte, de nuestras fuentes, de nuestros colegas, de las personas de nuestras historias.

A pesar de los contextos y dificultades regionales, nos ocupan otros asuntos comunes. ¿Cómo contar las historias en un mundo de imágenes y titulares? ¿Cómo llegar a audiencias que no se sientan a leer noticias? ¿Cómo combatir la desinformación frente a políticos que usan el supuesto combate a las noticias falsas para atacar a sus críticos? ¿Cómo aportar datos, contexto, nuestra comprensión del mundo en piezas que conmuevan, expliquen, muevan a las audiencias a preguntarse sobre el papel de los niños, las mujeres, el racismo, el uso del poder?

El futuro del periodismo pasa por mirar el trabajo de estas colegas que ganaron el Pulitzer y sus equipos, y también el de tantos otros en México y otros países que arriesgan sus vidas para contar historias necesarias. El futuro del periodismo es colaborativo, multiplataforma, transfronterizo, pero también de resistencia, que reivindica principios básicos: contar, explicar cómo las historias particulares ilustran la sociedad. El futuro del periodismo pasa por comprender que nuestros prejuicios no deben dominar nuestro trabajo, que el contexto y la narrativa importan tanto como los datos duros, pero también abogar por que nuestro trabajo refleje nuestras creencias, nuestras convicciones, nuestra comprensión compleja del mundo. Ese es y seguirá siendo nuestro aporte.

.

.

Bajo Reserva

Las regalías que deberá reportar AMLO

Nos cuentan que quien tendrá que sacar la calculadora para sumar a sus ingresos como trabajador del gobierno federal unos “centavitos” que le han llegado por las altas ventas de su último libro, A la mitad del camino, es el presidente Andrés Manuel López Obrador. Nos recuerdan que mayo es el mes para que 1.5 millones de empleados públicos federales presenten sus declaraciones anuales patrimonial y de intereses, por lo que tendrá que reportar con precisión las regalías que él mismo ha anunciado con mucho orgullo. El 16 de marzo, el Mandatario comentó muy contento en su conferencia: “Ahora me voy a rayar porque (…) el libro que escribí (…) es el más vendido sobre temas políticos y sociales del país; se han vendido más de 200 mil ejemplares y entonces, pagando impuestos, voy a recibir ahí como 3 millones de pesos porque me dan el 12% de cada libro vendido”. Nos hacen notar que tendrá que ser exacto con lo que informa porque en esas obligaciones oficiales no hay “otros datos” que valgan. ¿O será que la Función Pública ya bajó sus exigencias para homologarlas con el rigor de las comparecencias mañaneras?

Corcholatas veracruzanas

En donde todo era risas y festejos ayer, nos hicieron notar, fue en las redes sociales particulares de quienes integran la bancada de Morena en la Cámara de Diputados. El alboroto fue porque la secretaria de Energía, Rocío Nahle, les organizó un tour a las obras de la refinería de Dos Bocas, en Tabasco, y tuvieron una oportunidad inmejorable para mostrar su apoyo a ese que es uno de los proyectos insignia del presidente López Obrador. Pero entre tantas selfis y fotos grupales de la visita guiada hubo una ausencia notoria: nada menos que la del coordinador parlamentario Sergio Gutiérrez Luna. Tampoco es de sorprender, nos recuerdan, porque don Sergio, nacido en Minatitlán, y doña Rocío, zacatecana pero avecindada en Veracruz, son compañeros lopezobradoristas pero ambos se consideran con prioridad para la definición de la próxima candidatura al gobierno de esa entidad y ahí se acaban las cortesías entre camaradas. No importa que falten más de dos años. En el partido oficial el juego de las corcholatas arranca mucho antes.

Ayala quiere pleito con Bienestar

Llama muchísimo la atención en el gobierno federal que sindicatos afiliados a la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado, que encabeza el exsenador priista Joel Ayala, estén promoviendo paros y bloqueos del personal sindicalizado en la Secretaría de Bienestar. Nos comentan que ayer tomaron las instalaciones y cerraron la circulación de Paseo de la Reforma con demandas como el regreso de los cursos de verano para sus hijos. Nos hacen ver que aunque la dependencia encargada de pagar los programas sociales tiene un presupuesto multimillonario, los dirigentes sindicales solo recibirán de ella lo correspondiente a sus pensiones de adultos mayores, a la que muchos de los líderes ya tienen derecho. (El Universal, A2, p.2)

.

.

Templo Mayor

VAYA contradicción se vive en la Secretaría de Medio Ambiente que encabeza María Luisa Albores con el tema de las manifestaciones de impacto ambiental que deben presentar, por igual, tanto obras públicas como privadas.

MIENTRAS el Tren Maya avanza sin cumplir con ese requisito, hay constructores privados que llevan meses esperando la liberación de ese mismo trámite.

AMPARADO en el decretazo presidencial, que ya provocó la renuncia de tres directores de la Semarnat, al tren no lo detiene ni el daño a la selva, ni la deforestación del sentido común.

Y CUENTAN que muchas de las manifestaciones de privados ya fueron presentadas y revisadas pero están congeladas en algún escritorio porque a “alguien” nomás no le da la gana darles el aval. ¡Qué tal!

-…-

GRAN SORPRESA se llevaron altos ejecutivos de líneas aéreas comerciales cuando les presentaron la “solución” que quiere dar el gobierno federal a los hundimientos en la Terminal 2 del AICM.

PRIMERO les expusieron que mientras una parte del edificio está cimentada con pilotes a 60 metros, otra tiene estructuras similares pero que llegan sólo a los 30 metros de profundidad y que, por ello, la construcción se hunde de forma diferenciada.

Y LUEGO les dijeron que la conclusión de los ingenieros militares que analizaron el problema es que, en vez de seguir apuntalando la terminal, la van a dejar que se hunda… pero parejo.

A VER si no resulta que en unos años -o meses- los túneles de abordaje tienen que ser reemplazados por escaleras eléctricas para que los pasajeros puedan subir a los aviones. No es broma, aunque lo parezca.

-…-

A VER cómo le hace el gobierno de Claudia Sheinbaum para implementar en la CDMX la nueva revisión mecánica de todos los vehículos particulares que fue impuesta en la NOM 236.

OCURRE que esas inspecciones obligatorias ya existían como parte de la verificación vehicular en el sexenio de Miguel Ángel Mancera, pero la actual jefa de Gobierno las convirtió en opcionales en 2019.

SU ARGUMENTO fue que no se les podía exigir a los ciudadanos que sus autos tuvieran una buena suspensión debido a que las calles y avenidas estaban llenas de baches.

Y A MENOS que de aquí a noviembre ocurra un milagro, no se ve cómo el asfalto de la capital, en donde se dañan miles de llantas, rines y amortiguadores cada año, pueda garantizar que los autos circulen sin riesgo de esos estropicios.

¿O SERÁ que como la nueva “ideota” es de un gobierno de Morena, ahora sí se puede imponer la revisión que hace tres años era inviable? Es pregunta que no cae en baches. (F. Bartolomé, Reforma, Opinión, p.8)

.

.

Frentes Políticos

Tesoro escondido. Natzielly Teresita Rodríguez Calzada, candidata de Fuerza por México a la guber­natura de Aguascalientes, presentó, ante la fiscalía del estado, una denuncia en contra de América Fernanda Alférez Ruvalcaba, hija de la candidata de Morena, Nora Ruvalcaba Gámez, por enriquecimiento ilícito, la­vado de dinero, falsedad de declaración ante la autori­dad, defraudación fiscal, además de otros delitos. “Hay algunas inconsistencias en su declaración patrimonial respecto a un bien que se encuentra en la Tomatina. Lo declara como si fuera un terreno rústico y está ya finca­do con un valor aproximado de 5 millones de pesos”, dijo Rodríguez Calzada. Cuidado, porque cuando abren una cloaca, hay más podredumbre en el fondo. De ser cierto…

Deudas pendientes. “¿Cómo contamos muchas cosas al mismo tiempo, que expliquen y pongan en contexto la movilización feminista que vivimos ahora en las nuevas generaciones? ¿De dónde venimos? ¿Cómo padecieron las mujeres en pandemia? ¿Qué pasa cuan­do una mujer es asesinada en México con el acoso y la violencia? ¿Es feminista o no el nuevo gobierno y cuá­les son sus programas?”, todas estas preguntas que se hace la periodista Ivonne Melgar, tienen su respuesta en un libro coordinado por Nayeli Roldán, cuyo título es Mexicanas en pie de lucha. Melgar tiene una colabora­ción en esta obra colectiva y asegura que el feminismo se ha cansado de esperar. En este punto, el país ya tocó fondo. Rescatemos lo que nos queda. Respeto y reivin­dicación a las mujeres.

No es de gratis. Una muy buena noticia sacudió ayer al mundo financiero. El Banco Mundial nom­bró como nuevo director global de Gobierno de la ins­titución a Arturo Herrera, según lo dio a conocer el subgobernador del Banxico, Gerardo Esquivel, quien se congratuló por ello. Arturo Herrera es exsecretario de Hacienda y su nuevo cargo lo desempeñará a partir del 1 de julio, en Washington. Otro nombramiento fue el de Luis Felipe López-Calva como director de Pobre­za y Equidad del organismo. Esquivel escribió el tuit: “Es un gusto saber que hoy el Banco Mundial anunció el nombramiento de dos mexicanos como directores glo­bales… Excelentes economistas y mejores personas”. El reconocimiento en realidad es para México. Por algo será.

Marometas. De acuerdo con el Plan de Estudios 2022 de Educación Básica Mexicana, elaborado por la SEP, a cargo de Delfina Gómez, los grados escola­res serán sustituidos por seis fases de aprendizaje. Para Laura Ramírez, directora de Activación de Agentes de Mexicanos Primero, “lo que están haciendo en realidad no es eliminar los grados, sino ordenarlos un poco mejor y eso en principio, si se hace bien, no es negativo”. Laura Ramírez recalcó que “es un cambio en este momento innecesario, no es que sea malo per se, no es que vaya a ser negativo para niños y niñas, pero sí es innecesario en el momento que estamos viviendo”. Lo importante es elevar el nivel de educación en México, lo que se les ha vuelto imposible. A todos.

Limpieza. En seguimiento a las acciones desplega­das para combatir el narcomenudeo en la capital del país, la Fiscalía General de Justicia de la CDMX, que lleva Ernestina Godoy, en coordinación con la Secreta­ría de la Defensa Nacional, se realizó el Primer Proceso de Incineración de Narcóticos 2022. La destrucción de estupefacientes tuvo lugar en el Campo Militar Número 37-A, en el municipio de San Juan Teotihuacán, donde se incineraron cerca de 63 mil 613.601 dosis de sustancias como cannabis, cocaína y metanfetaminas, mismas que forman parte de los indicios de 54 averiguaciones pre­vias y 440 carpetas de investigación. Las mil vertientes de la lucha contra el crimen organizado. ¡Ánimo! (Excélsior, Nacional, p.9)

.

.

Trascendió

Que Andrés Manuel López Obrador antepuso un mensaje cordial para Jaime Rodríguez, ex gobernador de Nuevo León y ex contendiente presidencial, a quien envió un abrazo en momentos en que El Bronco enfrenta a la justicia en su estado, pese a su estado de salud. “En lo personal, considero que debe haber un trato, no es de privilegio excepcional, pero tiene que tomarse en cuenta la cuestión humanitaria y hacer a un lado la sospecha de que sea una venganza política”, destacó el mandatario durante su visita a esa entidad, donde comprometió recursos para obras de un tren y una presa.

Que la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, que encabeza María Luisa Albores, aún no recibe de la Defensa Nacional la Manifestación de Impacto Ambiental del proyecto para construir un aeropuerto en Tulum, y debe recordarse que la evaluación toma al menos seis meses. Pese a que sigue pendiente el envío del documento, a los hoteleros de la Riviera Maya ya se les avisó que en agosto será cuando se obtengan los permisos para que arranque la obra. A ver.

Que desde el Senado salió una defensora de Silvia Pinal, quien alguna vez ocupó un escaño con los colores del PRI. La presidenta de la Comisión de Igualdad, la morenista Martha Lucía Micher, exigió respeto para la legendaria actriz y un alto a la violencia mediática en su contra, después de la publicación de imágenes que atentan contra su dignidad y todo porque hay quienes cuestionan que la mujer, a su edad, siga en el ejercicio de su profesión en una obra de teatro. Hágame usted favor.

Que hablando de artistas, se está preparando para el 22 de mayo un “megaconcierto” por el Día de las Madres en Iztapalapa, que gobierna Clara Brugada, con la presentación de La Sonora Santanera, Maelo Ruiz y Lila Downs en el Parque Cuitláhuac en punto de las cinco de la tarde, donde esperan la asistencia de miles de personas, lo que se suma a los planes de tocadas con Grupo Firme en el Zócalo, todavía sin fecha, y Los Ángeles Azules en la explanada de la alcaldía Cuauhtémoc este domingo. (Milenio, Al Frente, p.2)

.

.

Rozones

Se baja Rescala; es tiempo de mujeres

El que se bajó de la contienda por la postulación priista al gobierno del Estado de México fue el coordinador de ese partido en el Congreso local, Elías Rescala. Y es que, nos comentan, se le consideraba como uno de los perfiles dentro de la baraja tricolor mexiquense rumbo a la renovación de la gubernatura el año entrante. “Mi lealtad y mi compromiso siempre han estado y continuarán con el gobernador y con todos los mexiquenses. Hay mucho trabajo por hacer y la forma de responder a la confianza del gobernador Alfredo Del Mazo es trabajar, desde la Legislatura, por el estado y el Gobierno hasta el último día. Es decir, no tengo otra aspiración que la de servir a mi estado desde la Cámara de Diputados hasta el 2024”, señaló. Por cierto que, nos hacen ver, y hay que anotarlo, en la entidad es tiempo de mujeres.

  • TOM-TOM-TÓMBOLA EN EL TEPJF

Con la novedad de que en el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, donde además de expertos en la materia electoral hace apenas unos meses estaban mutando en meteorólogos, por aquello de las tormentas políticas que tenían que estar enfrentando, ayer tomaron una decisión que abona a disipar nubarrones de sospechosismo sobre su actuar. ¿Qué hicieron? Ah, pues modificar su reglamento interno para instaurar el turno aleatorio de los medios de impugnación. Ahora será una tómbola digital, perdón, un algoritmo, ejecutado por el Sistema de Información de la Secretaría General de Acuerdos el que defina a qué magistrado le asignan los casos. “Este método erradica la percepción de discrecionalidad”, señaló ayer el órgano electoral que encabeza Reyes Rodríguez. A lo mejor no resuelve todo, pero con que ayude a disipar uno que otro nubarrón ya es ganancia, nos comentan.

  • CARTAS QUE VALEN MUCHO

Sendas sonrisas se pintaron ayer en los rostros de los dos gobernadores emanados de Movimiento Ciudadano, el de Nuevo León, Samuel García, y el de Jalisco, Enrique Alfaro. Y es que en sus visitas a esas entidades el Presidente López Obrador les entregó misivas que valen, literalmente, mucho. Se trata de cartas en las que les informa sobre la suficiencia presupuestal para que ambas administraciones, con el apoyo federal, se echen para adelante con los proyectos que acordaron hace apenas una semana en reuniones que sostuvieron en Palacio Nacional en materia ferroviaria e hidráulica. “Hace unos momentos recibimos buenas noticias del Presidente”, dijo García por la mañana, antes de dar cuenta del oficio que confirma un primer depósito para la obra Presa Libertad, y la concesión para el tren suburbano. Alfaro también presumió el documento que garantiza los fondos para la presa El Zapotillo y el tren Guadalajara-Tlajomulco. Bien sonrientes que andaban los emecistas, nos dicen.

  • FISCALÍA DE NL, BAJO LA LUPA FEDERAL

Y es la Fiscalía de Nuevo León, a cargo de Gustavo Guerrero, la que tendrá sobre su actuación otra lupa encima, y no cualquier lupa, sino de la autoridad federal. Y es que ayer, representantes de estas últimas, encabezadas por el subsecretario de Seguridad, Ricardo Mejía, por instrucción presidencial, se sumaron a colaborar en la investigación que lleva a cabo la Fiscalía sobre el caso de Debanhi Escobar y que, hasta ahora, no ha encontrado los mejores rumbos para establecer la verdad. Para muchos, los avances hasta ahora reportados y el manejo de la indagatoria, han dejado mucho que desear. Ayer, nos comentan, en la conferencia, tras una reunión de las partes involucradas, el gesto de desaprobación de Mario Escobar cuando tomaba la palabra el fiscal fue en algún momento notorio. El fiscal Gustavo Guerrero, cuyo trabajo está teniendo que ser apuntalado, nos cuentan, no podía evitar mostrarse nervioso y un tanto titubeante.

  • ARTURO HERRERA AL BANCO MUNDIAL

Con la novedad de que quien fuera el segundo secretario de Hacienda de la 4T, Arturo Herrera, fue fichado para ocupar un cargo relevante en el Banco Mundial, en el que antes ya había sido funcionario. Ahora será director global de Gobierno, según dio la primicia no la institución internacional, sino el subgobernador del Banco de México, Gerardo Esquivel, quien también dio cuenta de la designación como director global de Pobreza y Equidad de Luis Felipe López Calva. “Los dos son excelentes economistas y mejores personas”, escribió. Herrera, nos recuerdan, se perfilaba para ser gobernador del Banco de México, tras dejar su cargo al hoy titular de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O, pero a pocas semanas de que se concretara su designación, el Presidente, quien lo iba a proponer, cambió de opinión y optó por el perfil de Victoria Rodríguez Ceja. Herrera, hasta ayer, no había cambiado sus datos biográficos en su cuenta de Twitter, donde sólo señala que es profesor visitante de El Colegio de México y del Centro de Estudios Económicos.

  • REVÉS A LOZOYA

El que recibió un nuevo revés fue el exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, quien tendrá que pagar una indemnización a la periodista Lourdes Mendoza, luego de que ésta ganara una demanda por un daño moral. Y es que, nos recuerdan, el exfuncionario en el sexenio de Enrique Peña Nieto incluyó en un escrito, con el que pretendía evadir la justicia, decenas de nombres de funcionarios a los que señaló de recibir sobornos. Entre ellos incluyó el nombre de la comunicadora, quien entabló la referida demanda. Ayer, en sus redes sociales, Mendoza publicó: “Le gané al criminal confeso Emilio Lozoya; el juez del tribunal civil dijo que cayó en falsedad y me causó un daño moral. No sólo es un corrupto, sino ya le probé que es un vulgar mentiroso y un traidor. Además de estar en la cárcel me tendrá que resarcir el daño”. (La Razón, La 2, p.2)

.

.

Sacapuntas

Y aquí no lo quisieron  

Resulta que a quien aquí no quisieron nombrar como gobernador del Banco de México, el Banco Mundial lo designó como director global de Gobierno. Se trata del ex secretario de Hacienda, Arturo Herrera, que ahora  emprende está nueva etapa de su carrera. Además, otro mexicano, Luis Felipe López Calva, fue nombrado director global de Pobreza y Equidad. ¡Hay talento!

Rescala se descarta 

Se bajó el líder del PRI en el Congreso mexiquense, Elías Rescala, de la carrera por la candidatura de su partido al gobierno del Estado de México, en 2023. En un mensaje a medios, reiteró su lealtad al gobernador Alfredo del Mazo y confirmó que se mantendrá como diputado hasta 2024. El tricolor, dijo, sabrá elegir a la mejor persona y “nos sumaremos”.

Papá, al rescate 

Un secreto a voces es que el abogado Arturo Alcalde gestiona para evitar una huelga en Telmex, a partir del 7 de junio. A raíz de que no hay acuerdos en el sindicato que dirige Francisco Hernández Juárez y la empresa a cargo de Héctor Slim, el litigante busca entrar al quite, porque su hija Luisa María Alcalde, secretaria del Trabajo, no logra conciliar a las partes.

PRI, por reducir diputados   

Aun con variantes, la propuesta de reforma electoral que presentó el líder del PRI en San Lázaro, Rubén Moreira, coincide en algunos puntos con la del Ejecutivo. Por ejemplo, en reducir de 500 a 300 diputados y desparecer Oples y tribunales locales. Las diferencias son: crear una vicepresidencia, instaurar la segunda vuelta electoral y fortalecer al INE.

Discordia, por Graco  

Gran disgusto hay entre la oposición por la inclusión del ex gobernador de Morelos, Graco Ramírez, en un evento del Frente Cívico Nacional, hace unos días. Al evento, encabezado por Guadalupe Acosta Naranjo y Emilio Álvarez Icaza, se apersonó el ex mandatario, que es indagado por corrupción. El caso es que, dicen, por ese tipo de personajes Morena les gana elecciones.   (El Heraldo de México, La 2, p.2)

.

.

Política Zoom / La injusticia de la prisión preventiva

No son pocos los casos de personas que han permanecido un tercio de su vida en la cárcel sin que definan su situación. Araceli López

En México, cuatro de cada 10 personas están en prisión sin haber sido sentenciadas. Individuos privados de su libertad a pesar de no haber sido aún enjuiciados.

Hay estados donde el porcentaje es mayor, en Tlaxcala 71 por ciento de las personas en reclusión han perdido la libertad por obra de la prisión preventiva, en Oaxaca el porcentaje es de 60, lo mismo que en Chiapas.

En total hay 95 mil 424 inocentes que pueblan las cárceles por el abuso de una medida cautelar que es injusta. Dentro de ese mar de gente son mayoría las personas indígenas, también las adultas mayores y aquellas que tienen alguna discapacidad.

Como suele decir Netzaí Sandoval Ballesteros, director del Instituto Federal de la Defensoría Pública, la prisión preventiva es un recurso frecuente para encarcelar inocentes, sobre todo a quienes no cuentan con recursos para financiar una defensa efectiva.

Este tema ocupó centralmente el diálogo que Arturo Zaldívar, presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), sostuvo el pasado 11 de mayo, cuando visitó la prisión de Santa Martha Acatitla para reunirse con un nutrido grupo de mujeres.

Ahí dijo sin ambigüedad: “Tenemos que desterrar que haya tantos procesos tan largos y que las personas tengan que estar 10, 15 años presas, sin haber sido sentenciadas”.

Este argumento es coincidente con las recomendaciones que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ha hecho al Estado mexicano a propósito del mismo tema.

De acuerdo con este organismo internacional “la aplicación de la prisión preventiva obligatoria, en razón del tipo del delito, constituye, no solo una violación al derecho a la libertad personal … sino que convierte a la prisión preventiva en una pena anticipada, además de que constituye una interferencia… en las facultades de valoración que competen a la autoridad judicial”.

No se trata de oponerse, por principio, a esta medida cautelar; el rechazo proviene del uso indiscriminado e irreflexivo que se hace de ella. Según la doctrina, la prisión preventiva se justificaría solamente en dos circunstancias: cuando las acciones de la persona imputada podrían poner en peligro la vida de terceros (víctimas o testigos) y cuando ésta pudiese fugarse y con ello entorpecer el proceso seguido en su contra.

En cualquier otra circunstancia los juzgados tendrían que preferir medidas cautelares distintas a la privación cautelar de la libertad como por ejemplo la prisión domiciliaria, el uso de brazalete, la firma semanal y así un listado que incluye catorce distintas soluciones.

Es claro que el Poder Judicial, en cualquiera de sus ámbitos, ha sucumbido a la demagogia punitiva que prefiere mil inocentes en la cárcel con tal de que no se escape un verdadero criminal.

Esa misma demagogia es la que en 2019 llevó al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, a presentar una iniciativa para incrementar el catálogo de delitos que ameritan —en automático— prisión preventiva. Esta reforma a las normas legalizó una violación constitucional y sin embargo fue aprobada por todos los partidos del Congreso mexicano.

Entre varios delitos contenidos en ese nuevo catálogo estarían el robo de combustible (huachicoleo), el abuso de autoridad, los delitos contra la salud, la fabricación de comprobantes fiscales, la defraudación fiscal o el robo al transporte de carga. Ese listado contiene en su panza más de veinte tipos considerados como graves y por tanto justificatorios del automatismo irreflexivo que lleva a encerrar personas antes de que hayan sido valoradas las pruebas en su contra.

La reforma referida implicó una violación a las facultades del Poder Judicial, porque como argumenta la CIDH, en vez de permitirle a cada juez ponderar los casos por sus propios méritos, el Legislativo determinó ciegamente el castigo más severo del derecho penal —la privación de la libertad— para toda persona que haya sido denunciada por incurrir presuntamente en alguno de esos delitos.

De acuerdo con Arturo Zaldivar, entre 60 y 70 por ciento de las mujeres recluidas en Santa Marta Acatitla no cuenta aún con sentencia. Problematiza aún peor la injusticia el hecho de que en México los juicios puedan llegar a tardar uno, dos, tres y hasta cuatro lustros en resolverse. No son pocos los casos de personas que han permanecido un tercio y hasta la mitad de su vida sin merecer una sentencia firme.

Nuevamente, son las personas que cuentan con menos recursos económicos quienes padecen esta situación: mujeres pobres, personas indígenas, jóvenes con pocos años de educación o adultos mayores descartados por la sociedad.

Lo anterior puede implicar que un individuo extravíe mucha vida tras las rejas y que al final del proceso un juez sentencie su inocencia. En estos casos no existe ningún mecanismo para reparar el daño, ni si quiera, pues, un “usted disculpe” por la equivocación.

En una sociedad que respeta los derechos, la persona es inocente hasta que se demuestre lo contrario. La aberración de la prisión preventiva automática ha hecho que en México una persona sea encerrada durante una larga temporada, en lo que las autoridades pueden probar su culpabilidad.

La fórmula de la injusticia aquí descrita reúne diabólicamente tres elementos: prisión preventiva automática, desigualdad económica y procesos extremadamente largos.

El año pasado la SCJN resolvió favorablemente un amparo que obliga a los juzgados a cambiar la prisión preventiva por otra medida cautelar si transcurren dos años del proceso sin que se emita una sentencia.

Es un paso en la dirección correcta, pero aun así esta injusticia sigue ganando diariamente la batalla.

Expulsar la prisión preventiva oficiosa requeriría sacar de las creencias populares la idea de que, para pacificar al país, es mejor tener a miles de individuos en las cárceles, aunque una mayoría, entre ellos, pueda ser inocente. (Ricardo Raphael, Milenio, Política, p.14)

.

.

La Cumbre de los Ángeles

Estados Unidos preside la próxima Cumbre de las Amé­ricas en junio. De acuerdo con los documentos pre­paratorios, en ella se trazarán las acciones que los países del continente habremos de emprender para alcanzar una prosperidad justa y equilibrada dentro del marco de la democracia.

La agenda de la cumbre próxima se compone de varios capítulos relativos al desarrollo económico-social de los paí­ses miembros, el Estado de derecho y el respeto a los dere­chos humanos. Se destaca la participación del sector privado. A este respecto es interesante notar que el coloquio describe a los participantes como accionistas, stakeholders, término típicamente empresarial usado en las reuniones de Davos.

El tono de la cumbre corresponde al lenguaje que se está utilizando en prácticamente todo el mundo, hasta en China para hablar de programas de desarrollo. Ese país ha amal­gamado la antigua tradición de Confucio con la doctrina de Marx envolviéndola en la estructura capitalista empresarial.

Es este tono que ha suscitado el rechazo de los que prefie­ren la solución política diametralmente opuesta, la izquierda, al reto del desarrollo socioeconómico. Señalando las injusti­cias e inequidades que el modelo capitalista empresarial ha generado están convencidos de la interpretación del socialis­mo científico marxista como ruta correcta hacia el desarrollo. He aquí la raíz del rechazo a la realización de la Cumbre de las Américas que ven como propuesta del capitalismo con intenciones hegemónicas de Estados Unidos.

El contraste entre las dos posiciones, una que ve en el ca­pitalismo la vía hacia el progreso y la otra que ve el camino dirigista estatal hacia el genuino bienestar es lo que está en juego en la asistencia a la cumbre de junio próximo.

En México se avivan preocupaciones sociales ya expresa­das en la Constitución de 1917, buscando el progreso general. El ejercicio de las proclamadas libertades individuales dejó el campo abierto a decisiones que, desde la perspectiva so­cial, son inaceptables por inequitativas y el papel del Estado consiste en establecer normas al comportamiento individual que impidan injusticias en el reparto de los frutos del desa­rrollo sin disciplina.

El que la Cumbre de Los Ángeles sea anunciada por el pre­sidente Biden como el foro en que promueve la democracia como instrumento de los valores del capitalismo liberal indi­vidualista plantea para los que no están de acuerdo con esta ruta, hacer lo posible para cambiar la dirección del evento o simplemente no participar en él.

Los gobiernos de izquierda de algunos países latinoa­mericanos al igual que el de México, cuyo Presidente, de formación rural de izquierda, se encuentran en el dilema de mantener en alto sus políticas o aceptar el llamado a la solidaridad americana continental en la que Biden excluye a los países que no practican la democracia al estilo liberal.

AMLO ha decidido por poner en jaque la propuesta de Es­tados Unidos, exigiendo que se extienda la invitación a todos los países sin excepción. La decisión desencadena diversas observaciones inevitables. En primer lugar, la solidaridad de AMLO con sus colegas de izquierda tiene que ver si ella añade algo a las posiciones que han sustentado a lo largo de recien­tes tiempos. El que la OEA sea la organizadora del evento lleva a recordar que en 1962, Cuba fue expulsada. Nicaragua no ha aceptado reingresar a ese organismo, en tanto que Ve­nezuela ha sido denunciada por irregularidades electorales.

La intención de AMLO es la de debilitar la posición de Biden como promotor de su país como centro hegemónico mundial contando con el respaldo de los ”jugadores” eu­ropeos y otros países aliados en intereses estadunidenses financieros y militares. El desafío mexicano va directo a la coordinación económica cifrada en el T-MEC que AMLO no pudo más que evitar en los últimos momentos la inclusión del capítulo de energías. El proyecto Norteamérica consiste en convertirse en el polo económico, industrial, financiero y militar que se contrapone al crecimiento de China, 10 veces mayor en población, que está dando todos los pasos para ser la potencia mundial incuestionable. (Julio Faesler, Excélsior, Nacional, p.9)

.

.

Prisión preventiva

La justicia penal y el sistema carcelario de un país es la medida de la civilidad y el humanismo de una sociedad. En México no pasamos la prueba a pesar de reiterados intentos de mejorar. Hay un problema muy severo en cuanto a la eficacia de la justicia y todavía peor, hay un abuso discrecional y selectivo de uno de los instrumentos más delicados para la justicia penal: la prisión preventiva. Se asume que la presunción de inocencia sería suficiente para que jueces y fiscales tuvieran mayor cuidado para recurrir a lo que es una sentencia anticipada.

El país vive el peor de los mundos, impunidad rampante y detenidas y detenidos por años en cárceles deplorables sin que hayan concluido el proceso penal y a veces sin haberlo iniciado. La visita del ministro presidente, Arturo Zaldívar al reclusorio femenil de la Ciudad de México es una invitación para un debate en términos de derechos humanos, responsabilidad política y eficacia del sistema de justicia.

La prisión preventiva debe ser excepcional y con propósito único de evitar que presuntos responsables se sustraigan de la justicia. Hay muchas opciones para tales propósitos, no sólo se trata de calificar delitos en función de la sentencia corporal media o del criterio de gravedad del legislador. Lo relevante es el imputado, el presunto responsable. Los casos son múltiples de personas que es evidente que encararían el proceso en su contra fuera de la cárcel, como Rosario Robles o el empresario Eustaquio de Nicolás. Justamente el exceso y la discrecionalidad es la didáctica para que los demás opten por la complicada condición de prófugo de la justicia, en lugar de someterse al proceso penal.

El tema no afecta casos emblemáticos que cuentan con sólida defensa penal, pero adquiere condición de un verdadero drama social para muchas personas en condiciones de pobreza o abandono. Es importante visibilizar la magnitud del problema y concertar acciones interinstitucionales para encontrar una salida a este reto. Se puede y debe hacer. Esto es una llamada de atención a todo el sistema carcelario nacional. Seguramente Santa Martha Acatitla, con todo y sus problemas, dentro de lo muy malo es lo menos peor. (Liébano Sáenz, Milenio, Al Frente, p.2)

Te pueden interesar