3 de diciembre de 2021

Columnas de Opinión

Miércoles 24 de noviembre de 2021

Sedena S.A. y El Decretazo

No son dos hechos aislados, aunque en principio lo parezcan. El involucramiento en política de las fuerzas armadas —iba a decir “nuestras”, pero ya no lo son— de manera abierta y descarada, tiene todo que ver con el dictatorial decreto de opacidad emitido por el gobierno lopezobradorista apenas 48 horas después.

Grave, muy grave, que el General Secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval —enfundado por cierto no en uniforme de gala, sino de lujo y con una extraña banda que le cruzaba el pecho— haya hecho un exhorto inédito en el marco del aniversario de la Revolución Mexicana en favor del actual gobierno de la 4T: “Como mexicanos, es necesario estar unidos en el proyecto de nación que está en marcha; porque… nos une la historia… y la convicción de que solo trabajando en un mismo objetivo, podremos hacer que la realidad cada día sea más prometedora”. Solo le faltó decir: ¡Así que a votar todos por Morena… es una orden!

Y Sandoval fue todavía más allá: “Las fuerzas armadas y la Guardia Nacional vemos en la transformación que actualmente vive nuestro país el mismo propósito de las tres primeras transformaciones: el bien de la patria”.

La estupefacción y las reacciones han sido cuasi generalizadas: de la adulación absolutamente desproporcionada a la abyección; de la incuestionable militarización del país al alineamiento indiscutible del ejército al presidente; de la sumisión de las armas al proyecto político de un solo hombre; de la confusión perversa de que solo se es patriota si se otorga obediencia ciega al proyecto de Andrés Manuel López Obrador.

Y si alguien tenía la menor duda de esta simbiosis o maridaje perfecto, apenas dos días después el actual gobierno federal emitió el Decretazo que le otorga total impunidad y opacidad a sí mismo, pero sobre todo a la empresa gigantesca en que ha convertido al Ejército y la Marina.

Por lo pronto, todas las obras de infraestructura del actual gobierno han sido declaradas de interés público y de seguridad nacional: comunicaciones, telecomunicaciones, aduanas, fronteras, hidráulicas, medio ambiente, turísticas, salud, vías férreas y ferrocarriles. Prácticamente todo y siempre a criterio del supremo gobierno. El mismo decretazo ordena a todas las dependencias otorgar autorizaciones, dictámenes, permisos o licencias en un plazo máximo de cinco días hábiles. Traducido al cristiano, la 4T está enviando un triple mensaje: voy a hacer lo que se me pegue la gana, lo más rápido posible y sin rendirle cuentas a nadie. Tan sencillo, tan inconstitucional y tan terriblemente autoritario como eso.

Y aquí la conexión con el mensaje genuflexo del General Secretario. Porque resulta que las obras “emblemáticas”: Aeropuerto de Santa Lucía, Tren Maya, el Transístmico, los puertos, las sucursales del Banco de Bienestar, están a cargo del Ejército y la Marina. Y que incluso en el caso del aeropuerto, este fue regalado a los militares por López Obrador, como si se tratara de su patrimonio personal y no de la nación, con el pretexto de que se lo merecen por eficientes e impolutos; cuando ya suman kilos de denuncias por fenómenos de corrupción como asignaciones directas y sospechosas en esas obras.

En resumen: si íbamos a la militarización a “paso redoblado”, la orden ha sido cambiada a “paso veloz”. (Ricardo Rocha, El Universal, Opinión, p. 21)



Templo mayor

QUIÉN SABE cuál de estos tres sea el misterio más morboso del momento: ¿por qué el descontón presidencial contra Arturo Herrera?, ¿quién será la nueva propuesta para encabezar el Banco de México? y ¿dónde diablos está Rogelio Ramírez de la O?

TAL VEZ al propio ex funcionario le desconcertó saber -hace una semana, según dijo- que el Presidente le quitó la nominación para gobernador del Banxico. ¿Será que le perdió la confianza o será, como dicen por ahí, que quiere mandarlo por la gubernatura de Hidalgo?

EL BRUSCO retiro de Herrera provocó incertidumbre y nerviosismo en mercados y círculos financieros. Dentro de todas las locuras económicas de la 4T, su nominación había sido bastante tranquilizadora. Y mientras surgen nombres y más nombres, casuaaalmente el dólar llegó hasta 21.30 pesos.

EN MEDIO de este desconcierto, destaca la ausencia del secretario de Hacienda. Lo de Ramírez de la O ya no es un bajo perfil, sino un problema de invisibilidad. El bono de confianza con el que llegó al gobierno, está muy devaluado. Pero, bueno, que no cunda el pánico: el Presidente sabe lo que hace. ¿O no?

***

LA EJECUCIÓN de un empresario en Nuevo León está provocando una carambola política y fiscal… ¡en Tamaulipas! Y es que el fallecido Sergio Carmona Angulo tenía vínculos con el contrabando de gasolina y con el financiamiento ilegal a candidatos de Morena.

FUE ACUSADO de “huachicoleo fiscal”, que es importar de EU pipas de diesel y gasolina haciéndolas pasar como desechos de aceite. Junto con su hermano Julio César, Carmona Angulo estaba metido en ese tráfico ilegal de combustibles.

A LA PAR financió las campañas legislativas y municipales de varios candidatos morenistas en Tamaulipas. De ahí que urge aclarar no sólo el homicidio, sino también las líneas que unen al crimen organizado con el poder político.

***

HAY QUE reconocerle a Andrés Manuel López Obrador su osadía: ningún Presidente democrático se había atrevido a emitir en México un decretazo como el del tabasqueño. Si Felipe Calderón lo hubiera hecho, nunca se hubiera conocido, por ejemplo, el despilfarro en la Estela de Luz. Si Enrique Peña hubiera clasificado como seguridad nacional sus obras, no se sabría el excesivo costo que ha tenido el tren a Toluca, por mencionar sólo un expediente de ese sexenio.

ES CURIOSO: tanto ha criticado la partida secreta de Carlos Salinas, y ahora con su decretazo AMLO ya tiene la suya. Aquella era una partida secreta neoliberal y ésta es una partida secreta nacionalista. Hay quienes dicen que el nuevo nombre del Presidente es Andrés Manuel López Francisco… AMLopaco para los cuates. (F. Bartolomé, Reforma, Opinión, p. 8)

Bajo reserva

Un buen día para ser militar

Ayer, nos hacen ver,  fue un buen día para las Fuerzas Armadas. Amanecieron con un acuerdo que les permite construir obras sin tener que revelar información detallada sobre el gasto en ellas, y sin la posibilidad de que les sean negados permisos, trámites, licencias u otros requisitos. Más tarde, el presidente Andrés Manuel López Obrador envió al Senado la iniciativa de ley para crear la Comandancia del Ejército, con el propósito de fortalecer la figura del titular de la Secretaría de la Defensa Nacional. Después se enteraron de que una ministra de la Suprema Corte de Justicia propondrá hoy declarar válido el acuerdo por el que el Ejecutivo militarizó las labores de seguridad pública realizadas por la Guardia Nacional. Y, al celebrar la ceremonia por el Día de la Armada de México, el Presidente dijo que el general Luis Cresencio Sandoval, titular de la Defensa Nacional, y el almirante José Rafael Ojeda Durán, secretario de Marina, son dos funcionarios excepcionales, que le aligeran la carga de la responsabilidad al frente del gobierno. Mejor, imposible.

Quién llegará a Banxico tras la caída de Herrera

Luego de semanas de mantenerlo guardado, ayer, cuando se confirmó lo adelantado por el periodista Carlos Loret de Mola, de que el presidente Andrés Manuel López Obrador retiró su propuesta para que el exsecretario de Hacienda Arturo Herrera se incorporara a la Junta de Gobierno del Banco de México como el nuevo gobernador, en el Senado de la República se comenzaron a manejar algunos nombres de quién sería la nueva propuesta del Presidente. Dos mujeres y dos hombres fueron los que más se mencionaron. Ellas son: Raquel Buenrostro Sánchez, jefa del SAT, y su hermana, Lucía Buenrostro, vicepresidenta en la Comisión Nacional Bancaria y de Valores. Los de  ellos: Gabriel Yorio González, subsecretario de Ingresos, y Carlos Romero Aranda, procurador fiscal de la Federación. Los cuatro, nos aseguran, tienen la confianza del mandatario. Sin embargo, nos hacer ver, más que cercanía, el jefe del Ejecutivo al parecer busca para este cargo un perfil de obediencia ciega. Ya se verá quién cumple los requisitos de AMLO.

Domínguez, el contraste con el derrotismo

Quien tiene una visión más optimista, que contrasta con la de la dirigencia de su partido, es el exgobernador panista de Querétaro, Francisco Domínguez. Al menos eso consideran quienes lo escucharon en una conferencia que dictó en la Universidad de Harvard, en la escuela de gobierno John F. Kennedy. Además de exponer el modelo de desarrollo queretano y las lecciones aprendidas durante su mandato, don Francisco se dio espacio para conversar sobre su visión de país, que nada tiene que ver con el espíritu derrotista que impera en algunos de los líderes nacionales del PAN que antes de la batalla entregan la plaza. Las palabras del queretano hacen pensar que la nueva etapa de su carrera política apenas empieza.

¿Habrá rencuentro AMLO-Monreal?

Una reunión que causa expectativa es la que tendrán hoy los hermanos Monreal, el gobernador David y el senador Ricardo, con el presidente Andrés Manuel López Obrador en Zacatecas, un estado azotado por la violencia e inseguridad.  Además de los acuerdos de apoyo de la Federación que se anuncien para aliviar a los zacatecanos de la crisis de violencia que viven, un tema que genera expectativa es si habrá un reencuentro entre el Presidente y el líder de Morena en el Senado luego de algunos meses de distanciamiento. (El Universal, Nación, p. 2)

Frentes políticos

Del verbo afianzar. El presidente Andrés Manuel López Obrador, argumentó que el acuerdo que clasifica como asuntos de seguridad nacional las obras distintivas de su gobierno, no busca evitar la transparencia ni la rendición de cuentas, como aseguran sus críticos, tras la publicación del anuncio en el Diario Oficial de la Federación. Por el contrario, aseguró, persigue que tanto el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles como el Tren Maya se terminen en tiempo y forma para no dejar obras inconclusas, como sucedió en el pasado. López Obrador aseguró que su administración no fracasará y cumplirá los compromisos ofrecidos a los ciudadanos. La oposición busca oponerse por todos los medios. Desgaste innecesario.

Vacante. El presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado, Ricardo Monreal, informó que el Presidente de la República retiró su propuesta para que el exsecretario de Hacienda, Arturo Herrera, se convirtiera en subgobernador del Banco de México y, por voluntad de la Junta de Gobierno, en gobernador de la institución. Así, a sólo 15 días efectivos para que termine el actual periodo ordinario de sesiones, el Senado no tiene propuesta para sustituir a Alejandro Díaz de León, quien concluye sus funciones como integrante del banco central el próximo 31 de diciembre. “Quisiera confirmar que efectivamente el Presidente me informó (…) que había decidido reconsiderar mi nombramiento”, escribió Herrera. Olvidó informar por qué.

Gobernar en confianza. El presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció el respaldo que tiene de las Fuerzas Armadas “que me aligeran la carga de responsabilidad”. Durante la ceremonia del Día de la Armada de México, acompañado por su esposa, Beatriz Gutiérrez Müller; el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard; la de Seguridad y Protección Ciudadana, Rosa Icela Rodríguez, y la jefa del Gobierno de la CDMX, Claudia Sheinbaum, reconoció que los secretarios de Marina, José Rafael Ojeda, y de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval, son ciudadanos ejemplares que lo apoyan para no fallarle al pueblo de México. Muchas naciones quisieran contar con la cercanía de los poderes. Y aquí no lo valoramos.

Y no es campaña. De acuerdo con el Instituto Mexicano para la Competitividad, la capital del país encabeza la lista de las ciudades más competitivas del país. Entre 69 urbes, que se analizaron a nivel nacional, en este caso tomaron en cuenta algunos municipios conurbados, es básicamente la Ciudad de México la que se mantiene como la metrópoli más competitiva”, destacó el secretario de Desarrollo Económico, Fadlala Akabani. El funcionario capitalino sostuvo que esto es resultado del trabajo conjunto entre el gobierno y el sector empresarial y, pese a lo que la emergencia sanitaria por covid-19 ha representado para la economía de esta urbe, se ha salido adelante. Son resultados y se traducen en capital político, quiéranlo o no.

Fuga de capitales. Otra fuga. El estado de San Luis Potosí sufrió el sexenio pasado un agravio en materia de salud, al registrarse simulaciones en el otorgamiento de medicinas, de acuerdo con la denuncia del actual gobernador, Ricardo Gallardo. El mandatario lamentó que se descubriera el grave desabasto de medicamentos para las personas más vulnerables. “Si mucha gente se extrañó cuando en Veracruz se les daba a los niños jeringas de agua para el cáncer, pues imagínate, acá en San Luis se les daba medicamentos apócrifos para el cáncer a la gente, y mucha gente en San Luis Potosí estuvo recibiendo su tratamiento contra el cáncer pensando en que estaba haciéndole frente al cáncer”, detalló. Muchos de ellos murieron. ¿Responsables en prisión?: cero. (Excélsior, Nacional, p. 15)

Trascendió

Que el presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que el Instituto Mexicano del Seguro Social, que dirige Zoé Robledo, “está en buenas manos”, durante el acto con motivo de la 112 asamblea general ordinaria, en la que el chiapaneco presentó una serie de datos positivos sobre el crecimiento de la institución que, aseguró, le permitirá ser el eje de acceso universal a la salud de la población.

Que por cierto, en ese acto en Palacio Nacional, la jefa de Gobierno de Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, fue la figura más buscada para las selfis, las gobernadoras asistentes se peleaban la foto e incluso el mandatario de Baja California Sur, Víctor Castro Cosío, se coló en una de las tomas. Acudieron además empresarios como Carlos Hank, de Banorte; Antonio Leonardo, de Farmacias del Ahorro; Rogelio Zambrano, de Cemex; Fernando Landeros, presidente de Fundación Teletón México; Jorge Mendoza, de Banobras; Edilberto Huesca, presidente ejecutivo de NRM Comunicaciones; Alejandro Valenzuela, de Banco Azteca, y Alejandro Soberón, de CIE.

Que la Cámara de Diputados confirmó que la cortesía con los funcionarios llamados a comparecer no es su fuerte, pues la secretaria de Educación, Delfina Gómez, citada a las 11 de la mañana, llegó media hora antes a San Lázaro, pero la sesión se inició hasta las 12:30, con el pretexto de que un buen número de legisladores participaba en reuniones de comisiones. La misma desatención tuvo el pasado 5 de noviembre con el presidente del INE, Lorenzo Córdova, quien fue convocado a comparecer ese día a las 10 de la mañana, él llegó al recinto poco después de las nueve y se abrió la sesión con una hora de retraso. (Milenio Diario, Al frente, p. 2)

Sacapuntas

Se lo dijo el Presidente

La semana pasada se enteró Arturo Herrera sobre la decisión del presidente López Obrador para retirar su candidatura como gobernador del Banco de México. Fue el propio mandatario quien se lo notificó. No se han dado a conocer los motivos para reconsiderar la propuesta, por lo que el ex secretario de Hacienda se mantendrá, por lo pronto, dando clases en el Colmex.

La oposición colaboró

Con votación secreta el Senado definió que Loretta Ortiz Ahlf releve al ministro Fernando Franco en la Suprema Corte. El nombramiento requería mayoría calificada, es decir, al menos 86 votos, y Morena y aliados tienen 76. Ella obtuvo 92, lo que significa que logró apoyos de la oposición, con lo que nuevamente la Cámara Alta puso el ejemplo de democracia.

Acervo en la UNAM

A resguardo de la UNAM quedó el acervo del ingeniero Heberto Castillo. El rector Enrique Graue informó que el Archivo Histórico de la casa de estudios recibió el material. En un acto, acompañado del líder moral de la izquierda, Cuauhtémoc Cárdenas, el doctor destacó el activismo del finado luchador social contra el autoritarismo y su defensa de la libertad de expresión.

Viene apoyo a Zacatecas

Hoy y mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador conocerá a detalle la problemática de inseguridad que enfrenta Zacatecas. Nos dicen que habrá apoyo del gobierno federal al gobernador de ese estado, David Monreal. Incluso se prevé más presencia y fuerza de Estado en la entidad federativa para contener a la delincuencia.

Otros dos sin bancada

En el Grupo Plural del Senado se frotan las manos, porque todo indica que ficharán a dos legisladores más, con lo que ese grupo llegaría a siete. Se trata de Damián Zepeda y Martha Márquez Alvarado, quienes recientemente renunciaron a la bancada del PAN. Es el senador Germán Martínez, el que encabeza las negociaciones con ambos. Y pronto habrá noticias. (El Heraldo de México, La dos, p. 2)

Rozones

¿Y la devolución, apá?

Nos hacen ver que aunque Morena, partido que dirige Mario Delgado, afirmó que había devuelto la mitad de sus prerrogativas para que el Gobierno federal comprara vacunas contra el Covid-19, al final no lo hizo ni lo podrá hacer. Y es que la autoridad electoral rechazó la solicitud que hizo el partido guinda el pasado 8 de noviembre, en la que pidió al instituto devolver 200 millones de pesos. El INE decidió negar el trámite porque, le recordó, sólo se puede hacer con recursos que no han sido entregados al partido. Así que, con ello, Morena sólo podría devolver 66 millones de diciembre y no los 800 millones que presumió en campaña. Por cierto que el órgano electoral dejó claro que el error cometido por Morena fue con pleno conocimiento, porque el año pasado sí devolvió la mitad de sus recursos de la forma correcta. Tsss.

La UNAM y el legado de Heberto Castillo

En un acto que para muchos tuvo interesantes simbolismos, el rector de la UNAM, Enrique Graue, encabezó la ceremonia de entrega-recepción del acervo del ingeniero Heberto Castillo, mismo que se integra al Archivo Histórico de la Universidad, en donde se le catalogará, resguardará y pondrá a disposición de especialistas y estudiosos de nuestra historia y aspiraciones. Se trata dijo ahí el rector, de un hombre que en libertad supo construir con valor y dignidad movimientos sociales, partidos políticos y el camino a una nueva democracia. También, que fue una “figura gigantesca en la protesta política contra el autoritarismo y en la defensa de la libertad de disentir y expresar opiniones”. Y como invitado estuvo el ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas.

Fresnillo, superado por el crimen

Menudo reto el que tiene la dupla gobernante Fresnillo-Zacatecas, esto es, a nivel local y a nivel estatal, para atender el problema de la inseguridad en el municipio, dado el escalamiento que en los últimos meses ha tenido la violencia asociada al crimen organizado. La aparente disputa entre los cárteles Jalisco Nueva Generación, de Sinaloa y los Talibanes-Zetas mantiene preocupado al presidente municipal Saúl Monreal Ávila, quien ha insistido en que es necesaria la participación de los tres niveles de gobierno para atacar el problema, que mantiene a sus gobernados en vilo. “A nadie le gusta que le vaya mal a Fresnillo, por eso apelo a la buena voluntad del gobernador David Monreal Ávila (su hermano) para que salga adelante (el municipio)”, declaró ayer el alcalde, luego de que su municipio fue tema en el informe nacional de seguridad. Nos hacen ver que, en estos momentos, el reto a superar se ve ciertamente titánico. Lo malo es que las escenas de cuerpos colgados por aquí y por allá no dejan de dar la idea de que la tarea aún no se ha comenzado.

Plural ante el polémico decreto

Así que en la sesión de ayer del Senado, Morena y la oposición se enfrentaron por el polémico acuerdo publicado en el Diario Oficial de la Federación que declara las obras de la 4T como de interés general y seguridad nacional. Nos cuentan que, durante el debate, en el que se anunciaron acciones de inconstitucionalidad, el senador Germán Martínez, del Grupo Plural, expresó su coincidencia con el Presidente Andrés Manuel López Obrador sobre el Gobierno federal, porque consideró que, efectivamente, es un elefante reumático. Sin embargo, precisó sobre el decreto para que las obras públicas sean consideradas como de seguridad nacional que “la Cuarta Transformación no puede convertir al Estado, al gobierno, en una corrupta y veloz víbora ponzoñosa”.

Médicos bloquean el Insabi

Al que le está lloviendo sobre mojado, nos señalan, es al titular del Insabi, Juan Antonio Ferrer, a quien no sólo le cayó encima hace apenas unos días el fuerte regaño presidencial por el tema del desabasto de medicinas, sino que ahora está teniendo que enfrentar la inconformidad de cientos de médicos que acusan que fueron despedidos de manera injustificada. Estos galenos, originarios de Oaxaca, ayer dieron una muestra del tamaño de su molestia al retener por casi ocho horas a los trabajadores del instituto que laboran en las oficinas de la Ciudad de México. Los doctores buscaban una mesa de diálogo con el propio Ferrer y otras autoridades del sector Salud, para buscar una solución al problema, pero al no lograrla, retuvieron a los trabajadores, muchos que, dijeron, habían ingresado desde la mañana, y sin haber comido sólo pudieron salir hasta las 21:00 horas. Uf.

Cuauhtémoc, otra vez en fuera de lugar

Nos cuentan que quien tiene prioridades bien definidas es el gobernador de Morelos, Cuauhtémoc Blanco; sin embargo, los morelenses lamentan que éstas queden del otro lado de la cancha que tiene que atender en su labor al frente de la entidad. Y es que mientras él estaba ocupado en una reunión sobre el mundial de Qatar 2022 y en hablar sobre la estrategia del América, de cara a los cuartos de final del torneo Apertura 2021 en la Liga MX, en Morelos se desató un enfrentamiento entre agentes y criminales al servicio de El Señorón, uno de los principales generadores de violencia en el estado y, paralelamente, la Brigada Nacional de Búsqueda continuó localizando restos óseos en fosas clandestinas, luego de que el mes pasado tuvo que retirarse sin cumplir sus metas, ante la falta de seguridad y apoyo por parte del gobierno estatal. Varios se preguntan si el gobernador aplicará los mismos consejos que le dio al entrenador americanista, ya que él tampoco está chutando bien el balón político. (La Razón, La dos, p. 2)

En privado // ¿Por qué cambió López Obrador?

Cuando en junio pasado el gobernador del Banco de México, Alejandro Díaz de León, se negó a la petición de López Obrador de traspasar a su gobierno los Derechos Especiales de Giro que el Fondo Monetario Internacional le había asignado, tomó la decisión de no proponerlo para otro mandato y anunció que lo sustituiría con Arturo Herrera, su segundo secretario de Hacienda, al que a su vez reemplazaría con el actual Rogelio Ramírez de la O., quien, reveló, le había dado la idea de hacerse de esos recursos de la reserva.

El enojo del Presidente se dio por la negativa de pasarle aquellos activos de reserva que equivalían a 13 mil millones de dólares, y que no son efectivo. Además, por ley, el banco central no puede financiar al gobierno federal.

En esa ruta, una semana después lo propuso para ingresar a la Junta de Gobierno del Banco de México para que ésta lo ungiera su gobernador en diciembre, y que lo hacía en estos tiempos tan adelantados para darle certidumbre a los mercados y mantener la estabilidad macroeconómica.

Pero algo pasó que en agosto, sin decir nada, retiró su propuesta del Senado y así pasó septiembre, octubre y lo que va de noviembre, cuando ayer Ricardo Monreal lo confirmó, a lo que Herrera, que lo vio hace unos días en Palacio Nacional, ratificó que, efectivamente, hace una semana el Presidente me informó que había decidido reconsiderar mi nombramiento al frente del Banco de México. Y nada más, a pesar de que la decisión la tomó hace tres meses.

Hoy por la mañana hablará del caso, no sé si cuente por qué cambió el nombramiento de Herrera y hasta mencione a quién quiere de gobernador del Banco de México. (Joaquín López Dóriga, Milenio Diario, Al frente, p. 3)

Alhajero // Por qué pararon a Arturo Herrera

Fue hasta hace unos días que en el entorno más cercano de Arturo Herrera se enteraron de que el Presidente de la República retiró su propuesta para que el ex titular de Hacienda se integrara a la Junta de Gobierno del Banco de México.

Pero la decisión, como lo confirmó ayer el senador Ricardo Monreal, se tomó desde agosto. Lo extraño es el por qué.

Desde el círculo del ex secretario de Hacienda asoman palabras en clave que remiten a la “lealtad” y al “compromiso” de Herrera para disciplinarse y guardar silencio ante lo que ocurre. En los andadores del Palacio Nacional corren otras versiones: una tiene que ver con que toca a una mujer ocupar la titularidad del Banco de México y ello habría provocado el cambio de señales de la Presidencia; la otra remite a un supuesto informe que habría entregado Rogelio Ramírez de la O a López Obrador.

Lo que se sabe hasta ahora es que algo ocurrió hacia finales de julio, ya con la propuesta presidencial en la Tercera Comisión de Hacienda, porque el 16 de agosto el presidente del Senado comunicó el retiro de la designación de Arturo Herrera “para efectos de engrosar el expediente”, y su comparecencia en la Permanente se detuvo.

Cuando colaboradores del ex titular de Hacienda preguntaban en Palacio Nacional qué ocurría, las respuestas que recibían eran del tipo “calmados”, “tranquilos”, “se está valorando…” Al reanudarse el periodo de sesiones (el 1° de septiembre), con la relación ya distante entre Monreal y López Obrador, el mensaje del Presidente sobre el tema –a pregunta expresa del presidente de la Junta de Coordinación Política– fue “esperen”. (Martha Anaya, El Heraldo de México, País, p. 5)

Historias de NegoCEOs // El Presidente sí quiere meterle mano a Banxico

Andrés Manuel López Obrador sí tiene la intención de meterle mano al Banco de México (Banxico). A pesar de que ha prometido públicamente, y en repetidas ocasiones, que va a respetar su autonomía, en los hechos quiere minarla. No basta que ya haya nombrado a tres de los cinco integrantes de su Junta de Gobierno, y que vaya a elegir también a un nuevo gobernador o gobernadora, el Presidente quiere incidir en la política monetaria, y quizá en una muy peligrosa maniobra, también buscará reformar su ley orgánica.

La caída del exsecretario de Hacienda, Arturo Herrera, como propuesta para encabezar el Banco de México, genera muchas dudas sobre la forma en la que López Obrador toma decisiones y la facilidad con la que las cambia, sin importar que la incertidumbre afecte la imagen del gobierno y la estabilidad económica y financiera. La anticipada nominación de Herrera, y la falta de transparencia en el proceso y el anuncio de la reconsideración del Presidente, son ejemplo de cómo no se deben hacer las cosas y que, al contrario, generan turbulencia en los mercados financieros y nerviosismo entre los inversionistas.

Ayer publicamos, con base en fuentes del gobierno, que uno de los factores que se tomaron como pretexto para descalificar a Herrera fue que no cumplía con todos los requisitos para ser gobernador de Banxico, principalmente el de contar con al menos cinco años de experiencia en cargos de alto nivel en el sistema financiero mexicano o en autoridades del sector, a pesar de que estuvo en la Secretaría de Hacienda en el actual gobierno y en la Secretaría de Finanzas del Gobierno de la Ciudad de México.

Otros elementos apuntan a la radicalización del Presidente en la búsqueda de incondicionales en puestos clave del gobierno y en organismos autónomos. A Arturo Herrera lo grillaron desde Morena y el gabinete. Es conocido que el actual secretario de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O, no se llevaba bien con él y no estaba de acuerdo con su candidatura para encabezar el Banxico. Tampoco se podía ver las caras con la jefa del SAT, Raquel Buenrostro, con quien chocó por la reforma fiscal y otros anuncios que le correspondían a Hacienda. Curiosamente, Buenrostro se menciona como su posible relevo, aunque ni ella ni su hermana Lucía cumplen con los requisitos para ser integrantes de la Junta de Gobierno del banco central.

Los radicales y ultras de Morena también incidieron en la decisión presidencial de retirarle la candidatura a Herrera. Lo veían como un tecnócrata, pupilo del ahora acérrimo crítico de la 4T, el exsecretario de Hacienda, Carlos Urzúa, y también como un gobernador que ya con el poder del banco central no cedería a las presiones de cambiar para un sentido u otro la política monetaria, y menos prestarse a locuras como intentar modificar la ley del banco para echar mano de las reservas internacionales o para que tenga un mandato dual, es decir no sólo preservar la estabilidad de los precios, sino impulsar el crecimiento económico.

Hoy mismo el presidente López Obrador debe anunciar a su nuevo candidato o candidata para sustituir a Herrera, si no quiere que los mercados le cobren caro su arrepentimiento; seguramente no será [email protected] [email protected] que irá directo a encabezar el banco central. La jugada que se anticipa es que proponga a un nuevo integrante, hombre o mujer, para la Junta de Gobierno, y que sea Galia Borja la nueva gobernadora a partir de enero próximo.

Una decisión sorprendente sería que se ratifique al actual gobernador, Alejandro Díaz de León, pero en un gobierno errático, que trastabilla en sus decisiones y cambia de rumbo inesperadamente, todo puede suceder.

Posdata

Mientras los inversionistas se retorcían con la noticia de que el Presidente “reconsideró” la semana pasada su decisión de proponer a Herrera como nuevo gobernador de Banxico para poner a alguien incondicional, los integrantes del Consejo Asesor Empresarial departían, sin aspavientos, con AMLO en Palacio Nacional. También Joe Biden ratificaba a Jerome Powell como presidente de la Fed, para darle tranquilidad a los mercados y continuidad a la política monetaria.  (Mario Maldonado, El Universal, Cartera, p. 26)

}Historias de reportero // El Decreto del Secreto

En 5 renglones, el presidente López Obrador ejecutó el acto autoritario más grave en lo que va de su gobierno. Declaró que todas las obras de infraestructura que realice el gobierno federal son de seguridad nacional. Nadie se puede amparar, nadie tiene tiempo para evaluar si es viable o no, no hay obligación de licitar nada ni de rendir ningún informe sobre cómo se maneja el dinero —desde luego— en un aeropuerto, un tren o una refinería, pero también en una carretera, un puente, un edificio, una central eléctrica, una presa…

Con el Decreto del Secreto, el presidente López Obrador da otro paso en su consistente ruta para anular la ley si no le conviene y usarla cuando le sirve contra cualquiera que no piense como él.

Con fría claridad dice que lo firmó para brincarse los amparos que impugnan sus obras. No tiene empacho en confesar su deseo de anular la defensa que la Constitución otorga a los ciudadanos contra los abusos del gobierno. Con su firma, desaparece ese derecho. ¿Lo quieren más claro? Piensa que es su derecho legítimo anular la Constitución de un plumazo porque le estorba. Nada menos.

Como piensa que sería correcto desaparecer al INE para que siempre juegue a favor de él. Como piensa que las mujeres, los estudiantes, los científicos, las personas con discapacidad, los grupos vulnerables que se quiera no tienen derecho a los fideicomisos porque él quiere usar ese dinero para sus caprichos.

Como pensó que era correcto ampliar el periodo del presidente de la Suprema Corte porque él confiaba en el ministro.

Como piensa que los legisladores están para aprobar lo que él desea sin cambiar una coma y que es correcto usar el poder desde el Estado para hostigar, señalar o perseguir judicialmente a quien se oponga.

Como piensa que las leyes electorales no aplican para él; que las leyes anticorrupción no aplican para sus aliados, familiares y amigos; que los organismos autónomos deben estar en manos de sus incondicionales.

Como piensa que los militares deben tomar cada vez más tareas civiles sin molestas supervisiones.

Como piensa que es correcto usar “su” dinero para impulsar su deporte favorito, el beisbol, pero no para la salud de enfermos crónicos ni para invertir en salud en tiempos de pandemia o en salvar a las pequeñas empresas impactadas por la crisis económica. Como piensa que los menores de edad no tienen derecho a vacunarse porque él quiere usar ese dinero en una refinería contaminante.

SACIAMORBOS

1.- El jueves revelamos en un reportaje que tras revisar 966 contratos que otorgó el Ejército para construir el aeropuerto de Santa Lucía se encontraron empresas fantasma, compañías sancionadas e irregularidades sospechosas como que un negocito de renta de juegos infantiles resulta que aparece como millonario proveedor de tractocamiones. Cuatro días después, el Decreto del Secreto impide que eso vuelva a suceder: ¿la corrupción? ¡No! Lo que impide es que la prensa, vía la ley de transparencia, obtenga contratos y los pueda revisar.

2.- Se confirmó oficialmente lo que revelamos ayer en esta columna: el presidente retiró el nombramiento de Arturo Herrera, su exsecretario de Hacienda, para encabezar el Banco de México. Esta historia tiene hilo largo aún… (Carlos Loret de Mola, El Universal, Nación, p. 5)

Serpientes y escaleras // Crónica de una muerte no anunciada

A Arturo Herrera le pasó lo que a Santiago Nasar, el personaje de Gabriel García Márquez: todos en Palacio Nacional y en la 4T sabían que su sentencia de muerte había sido dictada y que él ya no sería el gobernador del Banco de México, como se lo prometieron, menos él. Como al joven despreocupado que recorre el pueblo sin saber que ya es casi un muerto en vida, al exsecretario de Hacienda nadie le avisó que el presidente López Obrador había decidido, prácticamente desde agosto pasado, que Herrera ya no era ese “economista con dimensión social” que él había descrito en público y que quería para encabezar el Banco Central.

Porque Herrera fue el último en enterarse que lo habían bajado de la postulación por la que dejó la Secretaría de Hacienda en junio pasado y se preparó para asumir lo que él mismo describía como “el mayor honor al que puede aspirar un economista”. Como Santiago Nasar, cuando finalmente leyó en un cartel pegado en las calles del pueblo que ese mismo día iban a matarlo y que ya casi era un fantasma en vilo, Arturo se sinceró en su cuenta de Twitter: “Con relación a la información que se ha vertido el día de hoy, quisiera confirmar que, efectivamente, el Presidente me informó hace una semana que había decidido reconsiderar mi nombramiento al frente del Banco de México”.

¿Por qué a Herrera le avisaron con varios meses de retraso que ya no iría al Banxico si ya desde el mes de julio el presidente no había ratificado ante el Senado su propuesta para el Banxico, acción necesaria para que los senadores empezaran a darle trámite al nombramiento? En la bancada de Morena en el Senado varios supieron desde hace meses que el Presidente —como los hermanos Vicario— había decretado la muerte inminente del postulado, pero todos guardaron silencio.

Hasta que la senadora del PAN, Kenia López Rabadán, cuyo pecho tampoco es bodega, hizo público ayer, desde la tribuna senatorial, la sentencia mortal contra Arturo Herrera: “Efectivamente se retiró el dictamen correspondiente, ya estaba incluso en el orden del día, ustedes lo recordarán que se retiró que no había los votos suficientes para aprobarlo en su momento”, dijo Kenia, que confirmaba así que desde agosto se decidió retirar la propuesta de Herrera al Banxico.

En agosto ocurrió lo que comentó la senadora López Rabadán, que en la Comisión de Dictamen de la Comisión Permanente, la mayoría de Morena, después de recibir el aviso de Palacio Nacional, decidió ya no someter a votación el nombramiento del extitular de Hacienda como gobernador del Banco de México, según dice la panista, porque no tenían la mayoría de votos suficiente para lograr su aprobación. La realidad es que, por razones que nadie ha explicado, López Obrador cambió de opinión con respecto a postular a quien había sido un leal y hasta incondicional secretario de Hacienda, tan incondicional que hasta lo dejaba redactar proclamas políticas como si fueran un Plan Nacional de Desarrollo.

¿Qué pudo haber hecho Herrera desde la banca política en estos meses para que el Presidente le perdiera la confianza y ya no lo considerara viable para su objetivo de tomar el control del autónomo Banco de México? Eso seguro lo tendrá que explicar esta misma mañana López Obrador, pero una de las versiones que se escuchan en Palacio Nacional es que los más radicales de la 4T, que están ganando cada vez más terreno, convencieron al Presidente de que Herrera no era la mejor opción para garantizar un cambio en la política financiera del Banco Central y en la autonomía que tanto cuestionan en el ala dura del gobierno, empezando por el propio Presidente, quien acusa a los integrantes de la Junta de Gobierno del Banxico de “ser más leales a la Reserva Federal de Estados Unidos que al gobierno mexicano”.

La otra explicación que suena en los pasillos de la Presidencia es que las diferencias entre Herrera y Rogelio Ramírez de la O se fueron haciendo más grandes desde que éste último lo sustituyó y que eso influyó para que el Presidente cambiara su postulación.

Sea cual sea la razón verdadera que llevó a López Obrador a decretar la muerte de las aspiraciones de Arturo Herrera, sin duda tendrá que dar una explicación pronta y clara ya no sólo a los mexicanos, sino a los mercados internacionales que ayer reaccionaron de inmediato a la cancelación presidencial, con una caída del peso de 0.56%, pues la moneda que abrió ayer martes en 20.09 por dólar, tras la confirmación de la noticia de que el Presidente había retirado la postulación de Herrera, cerró en 21.19 y en los momentos de más incertidumbre llegó hasta los 21.30 pesos.

Junto con las explicaciones oficiales tendrá que venir pronto una nueva postulación para gobernador del Banco de México, primero porque la incertidumbre y nerviosismo que ya se generó en los mercados, al no saber a quién propondrá el Presidente para encabezar al Banco Central debe de frenarse de inmediato antes de que haga más daño; y segundo porque los tiempos legislativos también apremian, pues el 31 de diciembre termina oficialmente el periodo de Alejandro Díaz de León, el actual gobernador al que López Obrador ya no quiso ratificar y luego lo descalificó en público acusándolo injustamente y con datos falsos de haber estado involucrado en la aprobación irregular de un crédito en Nafin, cosa que desmintió con pruebas el propio Díaz de León.

Así es que veremos en qué termina esta crónica de una muerte no anunciada y, una vez que el sentenciado a muerte ya se enteró y aceptó la sentencia, a quién propone ahora el inquilino de Palacio Nacional para ocupar una posición tan estratégica e importante para la estabilidad de la economía y las finanzas del país. ¿Será que en la misma lógica en la que mandó a Pablo Gómez a la UIF seguirán avanzando los del ala más radical de la 4T ahora en el Banxico? (Salvador García Soto, El Universal, Nación, p. 9)

Plata o plomo // Los homicidios y la Guardia Nacional

Todos los meses, alrededor del día 20, se presenta en la mañanera presidencial un reporte sobre el estado de la seguridad en el país. El enfoque de esos reportes cambia de mes a mes, pero hay dos constantes en el contenido: 1) el tamaño y recursos de la Guardia Nacional crecen incesantemente, y 2) el número de homicidios dolosos se mantiene básicamente sin cambios desde el inicio del sexenio.

¿Por qué esa aparente contradicción? ¿Por qué el incremento del despliegue de la Guardia Nacional no parece tener mayor efecto en la incidencia del delito más visible y grave?

La respuesta a esas preguntas se encuentra en el más reciente Censo Nacional de Seguridad Pública Federal, elaborado por el Inegi y dado a conocer esta semana.

El documento contiene datos muy interesantes (correspondientes a 2020) sobre la estructura, recursos y tareas de la Guardia Nacional. Entre otras cosas, detalla cuántos hechos presuntamente delictivos fueron registrados en las puestas a disposición de personas realizadas por la Guardia Nacional, desglosados por tipo de hecho.

Y resulta que, en todas las puestas a disposición realizadas por la Guardia Nacional, solo se registraron 16 homicidios dolosos a lo largo de 2020, un año en el que fueron asesinadas más de 36,000 personas, según datos del Inegi.

Si se considera el dato en términos de personas puestas a disposición, se obtiene que la Guardia Nacional presentó ante el Ministerio Público a seis personas por el delito de homicidio doloso en el transcurso de 2020. Repito: seis personas.

Se puede argumentar que el homicidio es un delito del fuero común y que, por tanto, su atención no corresponde a la Guardia Nacional. Esa es una objeción perfectamente razonable, pero la implicación del hecho no es menor: significa que, para todo fin práctico, el gobierno federal no tiene una política de reducción de homicidios. O si la tiene, no cuenta con un instrumento para ejecutarla de manera directa.

Esto no deja de ser paradójico. El gobierno federal ha hecho del homicidio doloso la métrica básica de su política de seguridad. Todos los días publican un informe detallando el número de homicidios registrados en las 24 horas previas. Ese mismo informe se le presenta todos los días a las seis de la mañana al presidente López Obrador. Y cada mes, con toda la difusión de la mañanera, se presenta las cifras del mes previo, agregadas por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

Dicho de otro modo, enfatizan un indicador sobre el cual no tienen el menor control. La Guardia Nacional puede crecer todo lo que quieran en tamaño y capacidades, pero si no cambia de prioridades, el impacto sobre el homicidio doloso se va a ubicar entre cero y nada. A estas alturas, ya debería de quedar claro que la simple presencia de la Guardia Nacional no disuade a nadie ni pacifica ningún lugar.

Si realmente se quiere reducir la violencia letal, habría que partir de admitir ese hecho y trabajar con los actores que si tienen la capacidad y las facultades para atender los homicidios: los gobiernos estatales y municipales. Y eso requeriría un replanteamiento de las prioridades presupuestales y la lógica operativa de las fuerzas federales.

Dudo francamente que eso suceda. (Alejandro Hope, El Universal, Nación, p. 9)

Sedena S.A. y El Decretazo

No son dos hechos aislados, aunque en principio lo parezcan. El involucramiento en política de las fuerzas armadas —iba a decir “nuestras”, pero ya no lo son— de manera abierta y descarada, tiene todo que ver con el dictatorial decreto de opacidad emitido por el gobierno lopezobradorista apenas 48 horas después.

Grave, muy grave, que el General Secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval —enfundado por cierto no en uniforme de gala, sino de lujo y con una extraña banda que le cruzaba el pecho— haya hecho un exhorto inédito en el marco del aniversario de la Revolución Mexicana en favor del actual gobierno de la 4T: “Como mexicanos, es necesario estar unidos en el proyecto de nación que está en marcha; porque… nos une la historia… y la convicción de que solo trabajando en un mismo objetivo, podremos hacer que la realidad cada día sea más prometedora”. Solo le faltó decir: ¡Así que a votar todos por Morena… es una orden!

Y Sandoval fue todavía más allá: “Las fuerzas armadas y la Guardia Nacional vemos en la transformación que actualmente vive nuestro país el mismo propósito de las tres primeras transformaciones: el bien de la patria”.

La estupefacción y las reacciones han sido cuasi generalizadas: de la adulación absolutamente desproporcionada a la abyección; de la incuestionable militarización del país al alineamiento indiscutible del ejército al presidente; de la sumisión de las armas al proyecto político de un solo hombre; de la confusión perversa de que solo se es patriota si se otorga obediencia ciega al proyecto de Andrés Manuel López Obrador.

Y si alguien tenía la menor duda de esta simbiosis o maridaje perfecto, apenas dos días después el actual gobierno federal emitió el Decretazo que le otorga total impunidad y opacidad a sí mismo, pero sobre todo a la empresa gigantesca en que ha convertido al Ejército y la Marina.

Por lo pronto, todas las obras de infraestructura del actual gobierno han sido declaradas de interés público y de seguridad nacional: comunicaciones, telecomunicaciones, aduanas, fronteras, hidráulicas, medio ambiente, turísticas, salud, vías férreas y ferrocarriles. Prácticamente todo y siempre a criterio del supremo gobierno. El mismo decretazo ordena a todas las dependencias otorgar autorizaciones, dictámenes, permisos o licencias en un plazo máximo de cinco días hábiles. Traducido al cristiano, la 4T está enviando un triple mensaje: voy a hacer lo que se me pegue la gana, lo más rápido posible y sin rendirle cuentas a nadie. Tan sencillo, tan inconstitucional y tan terriblemente autoritario como eso.

Y aquí la conexión con el mensaje genuflexo del General Secretario. Porque resulta que las obras “emblemáticas”: Aeropuerto de Santa Lucía, Tren Maya, el Transístmico, los puertos, las sucursales del Banco de Bienestar, están a cargo del Ejército y la Marina. Y que incluso en el caso del aeropuerto, este fue regalado a los militares por López Obrador, como si se tratara de su patrimonio personal y no de la nación, con el pretexto de que se lo merecen por eficientes e impolutos; cuando ya suman kilos de denuncias por fenómenos de corrupción como asignaciones directas y sospechosas en esas obras.

En resumen: si íbamos a la militarización a “paso redoblado”, la orden ha sido cambiada a “paso veloz”. (Ricardo Rocha, El Universal, Opinión, p. 21)

Estrictamente Personal // Razones de Estado

A golpes de puño hemos entrado a una nueva fase política en este país. México se ha erigido en un Estado paramilitar controlado por un civil, que gobierna por decreto en menoscabo de la Constitución. El presidente Andrés Manuel López Obrador, comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, argumentando implícitamente razones de Estado, o razones de su Estado, encuadró su llamada cuarta transformación, que son sus tres megaproyectos de infraestructura, dentro del marco de la seguridad nacional. Arropándolo, el secretario de la Defensa, el general Luis Cresencio Sandoval, dejó la institucionalidad al Estado mexicano y optó por la institucionalidad al gobierno de López Obrador, colocando ambos los cimientos de un estado de excepción.

Se puede oír fuerte, pero eso es lo que sucedió en los últimos días.

La seguridad nacional en México se entiende como “una condición indispensable para garantizar la integridad y la soberanía nacionales, libres de amenazas al Estado en busca de construir una paz duradera y fructífera”. Pero, en aras del “interés público y de seguridad nacional”, el Presidente acordó la noche del lunes que todos sus proyectos de infraestructura estarían resguardados bajo ese paraguas jurídico. López Obrador respondió a las críticas contra el decretazo –por fomentar la opacidad, incentivar la corrupción y violar la Constitución, gobernando al margen de ella–, que lo que busca es evitar que los amparos frenen la conclusión de las obras prometidas.

La simplificación de su discurso y pensamiento no puede ocultar el fondo y la trascendencia de lo que sucedió. Las razones de su Estado no son las mismas que las del Estado mexicano. Una obra pública no puede estar blindada con el argumento de que se trata de la seguridad nacional para defender el interés público, que es definido por él mismo. Para López Obrador el acuerdo se limita a la agilización de los trámites burocráticos, que refleja su exasperación con los amparos que han retardado la construcción de varias de sus obras. Los amparos obedecen a irregularidades en los proyectos ejecutivos, las violaciones ambientales, y errores o ilegalidad en su desarrollo, por lo cual decidió darle la vuelta a la ley, con lo que vulnera la división de poderes y atenta contra leyes aprobadas por el Congreso en diferentes campos (competencia, ambiental o telecomunicaciones, entre otras).

“La seguridad nacional para este gobierno y los militares equivale a la razón de Estado de los regímenes militares de los 60 y los 70, que también fueron caracterizados como regímenes de la seguridad nacional”, explicó Erubiel Tirado, un experto en temas militares y de seguridad. Tirado recuerda las dictaduras latinoamericanas, particularmente del Cono Sur, sin establecer analogías en materia de represión militar, que causaron decenas de miles de muertos en aquellas naciones. Allá se rompió el orden constitucional y se impuso la razón de Estado con el respaldo de las Fuerzas Armadas, sistema que se disolvió al avanzar la democracia.

La represión militar no parece estar en la lógica de López Obrador. La forma como altera el orden constitucional es por otra vía. El decretazo del lunes pretende burlar todas las instancias de vigilancia, borrar la transparencia de sus principales obras de gobierno y actuar al margen de la ley. El Presidente se cansó de tener que ajustarse a la ley o litigar en tribunales. Si las leyes no se le acomodan, al diablo con las leyes, insertando todo lo que le interesa bajo el parámetro de la seguridad nacional, que por definición está cerrada al escrutinio público. Nada tiene que ver una obra de infraestructura civil con la seguridad nacional, pero al Presidente esas minucias no le importan.

López Obrador está respaldado por el Ejército, una institución que también colonizó. El Presidente se siente cómodo con las Fuerzas Armadas y las tiene cooptadas. Las ha llenado de dinero, cuando menos a las jerarquías castrenses, y ahora, con el decretazo, las blindó para que no les encuentren irregularidades o corruptelas, como se reveló, la semana pasada, que el Ejército había utilizado empresas fantasmas para asignar contratos por 78 millones de pesos. Ese tipo de revelaciones ya no existirán. Y desde este lunes, todo lo que hagan las Fuerzas Armadas será secreto.

El general secretario de la Defensa ha sido reclutado, como se apreció en su polémico discurso del 20 de noviembre, que enfrentó a quienes consideran que sus palabras violentaron la institucionalidad de las Fuerzas Armadas, y quienes piensan que sus palabras no son, salvo por el contexto, distintas a lo que anteriores jefes militares han dicho. Lo que contrasta fue el cambio cualitativo de palabras entre el general Sandoval y sus antecesores, al haberse apropiado del discurso ideológico del Presidente, como asumir a la Revolución mexicana como “la tercera transformación” y sentirse orgulloso de “contribuir a la transformación” del proyecto de nación lopezobradorista.

Su discurso, en ese sentido, fue excluyente de la mayoría de los mexicanos –tomando como referencia el voto de 2018–, y faccioso (“sus convicciones son una valiosa guía en las acciones que se realizan actualmente para tener un país cada día más libre, más democrático y más justo”). Los indicadores sobre las libertades en México contradicen al general, y son un espejo a su inconsistencia retórica. Pero se explica ese alineamiento en otra parte de su discurso, donde desestimó las críticas por su integración a la vida civil, convirtiendo, cuando menos a los altos mandos, en cómplices de un proyecto de nación del cual se están beneficiando económicamente.

Las razones de su Estado son un instrumento de la acción política que justifica las prácticas coyunturales. Maquiavelo, padre de la política moderna, argumentaba que esta acción se explicaba como salvaguarda de la salud pública del Estado. No es el caso, donde lo que quiere salvaguardar el Presidente es a López Obrador. El Estado es él, y gira en torno a su necesidad de trascendencia, sin importar lo que construyó el lunes, un estado de excepción avalado por las armas del general. (Raymundo Riva Palacio, El Financiero, p. 36)

Jaque mate // El decretazo

En una democracia el poder no se concentra en una sola persona. Lo limitan una serie de contrapesos definidos por las leyes. Un dictador, en cambio, gobierna por decreto. En la expresión de José Alfredo Jiménez, cuyo aniversario luctuoso se conmemoró ayer, su “palabra es la ley”.

Por eso preocupa el “acuerdo” que el presidente López Obrador emitió este 22 de noviembre por la tarde en el que “se declara de interés público y seguridad nacional la realización de proyectos y obras a cargo del Gobierno de México asociados a infraestructura de los sectores comunicaciones, telecomunicaciones, aduanero, fronterizo, hidráulico, hídrico, medio ambiente, turístico, salud, vías férreas, ferrocarriles en todas sus modalidades, energético, puertos, aeropuertos y aquellos que, por su objeto, características, naturaleza, complejidad y magnitud se consideren prioritarios y/o estratégicos para el desarrollo nacional”. El acuerdo permite que todos estos proyectos, o los que se le ocurran al Presidente, puedan recibir autorizaciones provisionales en cinco días, aunque no cumplan con los requisitos de ley.

Ayer el mandatario declaró que este “decretazo” es un simple “acuerdo interno para que podamos facilitar y terminar las obras”. El propósito es evitar amparos o acciones legales que pudieran obstaculizar su desarrollo. Dijo: si alguien promueve un amparo y cae “en un juzgado de esos en donde si la ensartamos perdemos y si no la ensartamos también, pues ya no terminamos”. No se trata de restar transparencia a los proyectos, añadió, pero sí evitar la aplicación de la ley a través de amparos. Estas leyes estaban bien para los gobiernos de antes, porque eran corruptos, pero no para este que es un dechado de honestidad. “Entonces, aclarar que es un acuerdo y que todos en este gobierno tenemos la convicción de actuar con honestidad, cero corrupción y también cero impunidad. No somos iguales…”. (Sergio Sarmiento, Reforma, Opinión, p. 8)

Bitácora del director // El crimen manda

La madrugada del domingo, desconocidos prendieron fuego a locales del mercado Baltazar R. Leyva Mancilla, de Chilpancingo. También intentaron quemar el rastro municipal. Durante el fin de semana hubo balaceras en varias colonias de la ciudad.

Durante su homilía, el obispo Salvador Rangel –quien ha conversado directamente con grupos delictivos en un intento de pacificar su diócesis– atribuyó esos hechos de violencia a una organización criminal que opera desde hace algunos meses en la capital guerrerense.

Ayer, al hablar sobre los hechos, la alcaldesa Norma Otilia Hernández reconoció la incapacidad de las autoridades para hacer frente a la situación. “Hernández Martínez comentó que la seguridad no depende (únicamente) de las instituciones, sino también de la sociedad, por lo que están construyendo comités de seguridad para inhibir la violencia”, informó el diario El Sur. (Pascal Beltrán del Río, Excélsior, Nacional, p. 2)

Arsenal // Cheque en blanco para la corrupción

El controvertido “decretazo” que declara las obras públicas como tema de seguridad nacional no sólo asesta un golpe a la transparencia, sino que es un cheque en blanco para la corrupción, según legisladores y especialistas en la materia.

La medida permite dispensa de trámites a las obras. Éstas podrán adjudicarse directamente, sin licitación. Los permisos de impacto ambiental se otorgarán sin revisar si hay daño ecológico. La información sobre contratos, costos, adquisiciones para las obras queda reservada, con lo que eso implica en materia de opacidad. Ya de por sí el manejo de las cuentas públicas constituye una de las zonas más turbias de la 4T. De acuerdo con Mexicanos en Lucha contra la Corrupción y la Impunidad, 80.6% del total de contratos del gobierno se realizó por adjudicación directa en el primer semestre de 2021.

* La condena al “Decretazo” se generalizó. Sólo los morenos y satélites aprobaron el albazo del Presidente. El diputado del PAN Héctor Téllez, secretario de la Comisión de Presupuesto, nos dijo: “Queda al descubierto que esta administración le apuesta a la corrupción y a las obras a modo. Tal y como lo mencionó el diario británico Financial Times, AMLO no ha logrado superar el discurso para pasar a los hechos en un tema emblemático de su gobierno: la lucha contra la corrupción.”

* La medida se puede controvertir en la SCJN, pero sólo las mesas directivas de las cámaras y el Inai –le pega directamente a la transparencia– tienen esa facultad.

De entrada descartamos la primera opción. Las mesas directivas están controladas por Morena. Queda el Inai. Este órgano autónomo, encargado de la transparencia, prepara la controversia constitucional. La subirán al Pleno la semana que entra. En un comunicado difundido ayer, el INAI explica:

“Se decidió ejercer este control constitucional para evitar que las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal reserven, por seguridad nacional, de manera anticipada y generalizada, información relacionada con proyectos y obras que el gobierno lleva a cabo.” (Francisco Garfias, Excélsior, Nacional, p. 4)

Razones // Secrecía, dictadura y profecías autocumplidas

El decreto por el cual se declaran de interés de la seguridad nacional todas las grandes obras de infraestructura del país, en forma notable el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles, el Tren Maya y la refinería de Dos Bocas, es indefendible. Se puede comprender que, como dijo el presidente López Obrador, se toma esa medida para impedir que las obras sea retrasadas con constantes amparos, pero resulta que para eso existe esa figura judicial y si alguien se siente lastimado en sus derechos tiene derecho a ampararse.

¿Que existe una estrategia opositora en esa operación? Estoy prácticamente seguro que sí, pero lamentablemente o no, eso es parte también del juego político. En todo caso, como en muchos otros ámbitos, se requiere de una justicia mucho más expedita que impida que el recurso del amparo, en este tema como en muchos otros, incluyendo la delincuencia organizada, se convierta en un instrumento para postergar sentencias buscando beneficios extralegales. (Jorge Fernández Menéndez, Excélsior, Nacional, p. 12)

Banxico: incertidumbre total

Cuando Arturo Herrera dejó la Secretaría de Hacienda, el Presiente de la República dijo que sería el próximo gobernador del Banco de México, puesto que no ratificaría para otro periodo a Alejandro Díaz de León. El anuncio se tomó con gran naturalidad por los mercados y, de hecho, se dio como un asunto ya superado, todos se sentían cómodos. Sin embargo, desde la semana pasada todo comenzó a complicarse. Por un lado, surgieron las versiones en el sentido de que Herrera no sería el gobernador de Banxico; incluso, se barajó la posibilidad de usar el método de Estados Unidos de ratificar a Jerome Powell “para dar estabilidad a los mercados, a pesar de provenir de un partido diferente”, como lo dijo el propio Joe Biden hace unos días.

Ayer, algunos periodistas de respeto anticiparon que se retiraría la candidatura de Herrera, tal y como lo confirmó el líder de los senadores de Morena, Ricardo Monreal, que el Presidente sí había retirado la candidatura de Herrera y se coló la versión que eso había sucedido desde agosto. Herrera subió ayer un tuit en el que asegura que se le confirmó, hace una semana, la decisión de retirar la propuesta ante el Senado para nombrarle gobernador del Banco de México, por lo que no pasó mucho tiempo. (Maricarmen Cortés, Excélsior, Dinero, p. 4)

Dinero 

Banxico y sus dos gobernadores // La nueva ministra de la Suprema Corte // Bonilla anuncia que recibirá nuevo cargo hoy

Anuncia que tendrá empleo

Según Jaime Bonilla, ex gobernador de Baja California, el presidente López Obrador lo ha invitado a desayunar hoy en Palacio Nacional. ¿Motivo? Le dará a conocer el cargo de primer orden con que lo premiará por su buen desempeño. (Obviamente, no la vacante en el Banco de México, porque hundiría al país). Es una mala noticia para los ciudadanos, que ya se sentían liberados de él, que fue electo para cubrir un periodo de dos años pero atropelló la Constitución local para quedarse cinco, aunque no se lo permitió la Corte. También es una piedrita en el zapato para la gobernadora Marina del Pilar Ávila. Él quiso quedarse más tiempo de lo que legalmente le correspondía, pero ya le está promoviendo una temprana revocación de mandato. (Enrique Galván Ochoa, La Jornada, Política, p 6)

Astillero

Empresarios, acuerdos y oposición // Herrera no va al BdeM // Loretta Ortiz, ministra // Corte, militares y seguridad

Al día siguiente de haberse publicado en el Diario Oficial de la Federación el polémico acuerdo que pretende permitir a la Presidencia de la República la elusión de cualquier obstáculo legal en obras y proyectos que se consideren estratégicos o prioritarios, en Palacio Nacional se realizó una comida con miembros del consejo asesor empresarial de esa misma Presidencia.

Ahí estuvieron, entre otros, varios de quienes en el pasado eran considerados parte de la mafia del poder (especie en peligro de extinción, al menos retórica): Carlos Slim (Carso), Germán Larrea (Grupo México), Carlos Hank (Banorte), Miguel Rincón (Scribe, compadre presidencial), Daniel Morán (Grupo Vidanta, revelación del sexenio), Sergio Gutiérrez Mugerza (DeAcero) y la trinidad televisiva, Bernardo Gómez (Televisa), Ricardo Salinas (Grupo Azteca) y Olegario Vázquez Aldir (Imagen). Y Alfonso Romo, quien sigue siendo enlace con los grandes capitales.

Cierto es que el entorno empresarial se ha enrarecido por la recurrencia al concepto de seguridad nacional e interés público en el acuerdo arriba mencionado, aun cuando el presidente López Obrador procuró precisar en su conferencia mañanera que las medidas buscan evitar que se entrampe la continuidad de ciertas obras, como el Tren Maya, a partir de estrategias jurídicas dilatorias, como las cascadas de solicitudes de amparo de la justicia federal. (Julio Hernández López, La Jornada, Política, p. 8)

Contra las cuerdas // Una papa caliente en la suprema corte

La Suprema Corte de Justicia de la Nación se convirtió en la protagonista más importante de la agenda nacional en las últimas horas: el Senado nombró ministra a una abogada cercana a López Obrador (Loretta Ortiz), después de presentar su candidatura tres veces. Ya son cuatro integrantes del máximo tribunal de justicia propuestos por el Presidente, más la simpatía abierta de Arturo Zaldívar, da un total de cinco ministros afines a Andrés Manuel, en contra de quien, diferentes actores públicos, van a llevar una controversia precisamente ante la Corte por el #decretazopresidencial. El voto contrario de estos cinco ministros más uno serían suficientes para bloquear cualquier controversia a la hora de ser votadas en el Pleno. Cada vez son más altas las posibilidades de que los asuntos recaigan en primera instancia, en manos de algunos de estos personajes, con posibilidad de dar un tratamiento tendencioso. ••• Este 24 de noviembre se pondrá a prueba la democracia.

Será analizada la controversia constitucional presentada por Laura Rojas, entonces presidenta de la Cámara de Diputados, contra el acuerdo militar emitido en mayo de 2020 por el Presidente, quien decidió conceder facultades de la Guardia Nacional a marinos y soldados, sin modificaciones al marco normativo desde el Congreso de la Unión.

 El proyecto será discutido este día debido a que se pospuso como consecuencia de la pandemia y lo que se sabe, de acuerdo con fuentes confiables, es que a pesar de la relevancia del caso, la Corte pretende resolverlo en una sala, con sólo cinco ministros presentes.

Contacté a Laura Rojas para hablar del tema, pero optó por no dar ninguna opinión anticipada, hasta tener el resultado de la discusión en la Suprema Corte.

  • ••

La coalición legislativa Va por México (PRI, PAN y PRD) trae mal la brújula sobre los procesos para presentar controversias constitucionales y hacerle frente al #decretazopresidencial, con el que la 4T busca ocultar los gastos ejercidos para el Tren Maya, Dos Bocas y todas las obras. Esto después de que el Ejército fue evidenciado de crear empresas fantasma para ejecutar contratos por 75 mil millones de pesos. Rubén Moreira, Jorge Romero y Luis Espinosa Cházaro, coordinadores del PRI, PAN y PRD, advirtieron que van a presentar una controversia constitucional para evitar que el gobierno oculte los gastos del Tren Maya, donde se centrará la mayor parte del presupuesto 2022, así como en el resto de las megaobras. Sin embargo, es el presidente de la Cámara de Diputados el único facultado para presentar controversias constitucionales (me lo confirmó Laura Rojas), y en este caso, Sergio Gutiérrez Luna quien ocupa esa silla, es de Morena y difícilmente aceptará firmar y llevar la controversia constitucional. Lo que sí pueden hacer los grupos parlamentarios es presentar una acción de inconstitucionalidad, un mecanismo jurídico diferente a la controversia, cuando se considera que una norma general no respeta lo que establece la Constitución. Así que si la llevan redactada como aseguraron (Controversia —trata las invasiones de poderes—) se las van a rebotar.

  • ••

La coordinación de Movimiento Ciudadano de Jorge Álvarez Máynez analiza si recurren a la acción de inconstitucionalidad o a un amparo, mismo que puede ser presentado a la Corte por los grupos políticos o alcaldes, gobernadores… Con este último se pretende poner a trabajar a los ministros para que consideren, jurídicamente qué es más importante, el derecho a preservar el medio ambiente y saber las consecuencias que tendrá el proyecto o el uso del Tren Maya para unos cuantos. También centrar el amparo en la violación al derecho a conocer información sobre los costos de ésta y las otras megaobras.

  • ••

UPPERCUT: En el informe de labores 20-21 del presidente del Tribunal Electoral, Reyes Rodríguez, destacó un precedente en las elecciones más competidas de junio pasado: se decretó nulidad en 15 elecciones. (Alejandro Sánchez, El Heraldo de México, País, p. 11)

Te pueden interesar

40 min de lectura
55 min de lectura
14 min de lectura